Zaldívar quería regresar a Querétaro

Queretano. Arturo Zaldívar Lelo de Larrea fue el mejor estudiante de su generación en la Escuela Libre de Derecho y hoy el primer presidente de la Corte egresado de esa institución. FOTO: ESPECIAL

COLUMNA TABLERO

Zaldívar quería regresar a Querétaro

  • Recuerda Ochoa al compañero de Leyes
  • Que los apruebe la vida: García Jimeno
  • Veintiunómetro: la ambición no descansa
  • UAQ es pluripartidista, advierte la rectora

POR: SERGIO ARTURO VENEGAS ALARCÓN 

Queretano. Arturo Zaldívar Lelo de Larrea fue el mejor estudiante de su generación en la Escuela Libre de Derecho y hoy el primer presidente de la Corte egresado de esa institución. FOTO: ESPECIAL

Aquél estudiante.

Arturo Zaldívar Lelo de Larrea fue el mejor alumno de su generación –“todo lo aprendía rapidísimo- y hoy es el primer presidente de la Suprema Corte de Justicia, egresado de la Escuela Libre de Derecho, aunque en primer año quería regresar a Querétaro para estar con su mamá.

Así lo recuerda Salvador Ochoa Olvera uno de sus compañeros de la Generación 1978, que en agosto del año pasado celebró 40 años con una entrega de diplomas.

Zaldívar y Ochoa eran parte de la llamada “Embajada Queretana” junto con Rodolfo Vázquez Mellado Zollezi, Miguel “El Negro” Alcocer Herrera y el Kalayte Urquiza, cinco jóvenes de pelo largo, rockeros de mezclilla.

Advierte Salvador Ochoa que en primer año de la ELD había tres grupos A, B, y C y de segundo a quinto año solo dos A y B, ya que de la masacre de primer año se eliminaba el C.

La comunidad era pequeña –vale recordar que en más de 110 años de fundada la Libre de Derecho solo tiene unos 3,500 egresados, entre vivos y muertos.

Zaldívar estaba en el grupo C, pero quería regresarse a Querétaro desde el primer año.

Sus condiscípulos capitalinos los veían como provincianos y les preguntaban si había semáforos en Querétaro y cosas así.

“Nos valía y como nos identificaban los dueños de la cafetería, todos eran queretanos de Chichimequillas, éramos los reyes del café, domino y desayunos especiales solo para nosotros” se ufana Ochoa.

Cuenta que cuando Arturo Zaldívar pasó a segundo con las mejores calificaciones de su grupo, cambió todo para la delegación queretana.

-El problema es que él pasaba al grupo B porque desaparecía el C y nosotros seguíamos en el A y nuestro problema existencial era el regreso al pueblo de fin de semana de raid , coche compartido, en camión o como fuera.

Recuerdo, revela Salvador, que Arturo me pidió que le dijera al maestro Francisco García Jimeno con quien ya trabajaba desde primer año -querido maestro también queretano y ex rector de la ELD- que si podía cambiar al compañero Zaldívar al grupo A, para poder regresarnos todos juntos y volver los domingo por la noche.

“Lo que quieren es llegar juntos es a la Casa Verde“ me dijo con su ronca voz, en alusión a la antigua cantina del pueblo. En fin dio la orden al secretario de la Escuela y asunto arreglado.

Después de vivir cada quien como pudo, la institución fue la “Embajada Queretana”. Así le decíamos al depa donde vivían Arturo “El Negro” Alcocer y anexos. Estaba en la Calle de Corina 117, en Coyoacán. Ahí estudiábamos, comíamos, departíamos; era la vida de estudiantes de los ochenta.

También comenta que en los meses de mayo y junio “nos encerrábamos y dejábamos de trabajar para presentar los exámenes en el mes de julio. Así transcurría la vida entre las canciones de Silvio Rodríguez, entonadas por “El Negro” Alcocer y la disertaciones jurídicas de Arturo Zaldívar, ya que era el que primero terminaba de estudiar. Todo lo aprendía rapidísimo”.

En los años siguientes fueron huéspedes distinguidos de dicha embajada: Salvador García Alcocer y Fernando Díaz Castañares. Después la vida puso a cada quien en su camino y siempre recordamos la frase del maestro García Jimeno: “déjense de tonterías que los apruebe la vida “.

Bueno, pues Salvador Ochoa Olvera remata su evocación para PLAZA DE ARMAS con el siguiente comentario:

-Ese muchacho que quería regresar al pueblo y estar con su adoración que era su mamá, hoy es el primer presidente de la Suprema Corte egresado de la Escuela Libre de Derecho y el tercer queretano en presidir la justicia de México como país, ya que Ezequiel Montes interino (1872) fue ministro de Justicia de Benito Juárez y no había Suprema Corte; después dos veces Agapito Pozo Balbás (1957) y (1965-1968) y  en este 2019 Arturo Zaldívar Lelo de Larrea.

Así es la vida.

-BLANCAS Y NEGRAS-

Veintiunómetro.

Para la sucesión de Querétaro no falta poco ni demasiado, sino  todo lo contrario. Hoy, en estos tiempos de cambios, las circunstancias varían tanto que nadie puede anticipar nada, si bien hay dos claros competidores: Mauricio Kuri González por el PAN y Gilberto Herrera Ruiz por Morena.

El primero es el proyecto visible del gobernador Francisco Domínguez Servién, el segundo es el representante del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Pero hay más prospectos, sobre todo en Acción Nacional, como la vicepresidenta del Senado Lupita Murguía Gutiérrez, ex presidente de la Cámara de Diputados Federal y ex secretaria de Gobierno y Educación en Querétaro, sin duda la de más carrera política.

En la política el músculo duerme, pero la ambición no descansa, diría Gardel. Por eso, en la cuadrilla de Pancho hay planes B, C y hasta D.  Bernardo, Cervantes y Del Prete. Póngalos en el orden en que usted lo prefiera, a sabiendas de que -si no ocurre ningún imprevisto- la carta es Kuri.

Sí ya sé que lo de Tonatiuh Cervantes es una locura, pero a este columnista ya nada le sorprende, tras 50 años de observar el acontecer político de Querétaro y de México. Peores cosas ha visto.

Otro aspirante, detestado por muchos queretanos y también en la Casa de la Corregidora, es Marcos Aguilar Vega, quien muy probablemente tendría el veto de Pancho Domínguez, pero tiene dinero suficiente para comprar alguna franquicia.

En Morena no hay nadie con mejor plataforma que el súper delegado Gilberto Herrera Ruiz, ex rector de la Universidad Autónoma de Querétaro y senador con licencia.

Sin embargo, como la ambición no descansa, decíamos antes, ya hay diputados acelerados y hasta la presidenta municipal de Ezequiel Montes ya se vio, cilindreados todos desde una oficina del gobierno estatal.

La política es así

-TEATRO PLAZA-

Estreno.

Defendiendo el legado.

Mau se debate entre las obligaciones personales y el entrenamiento para su próxima gran pelea, la del 21. Enfrentarse a un fuerte contendiente, “El Huracán Gilberto”, que además es su vecino, sólo intensifica su inminente batalla. Afortunadamente “Pancho Balboa” está a su lado a lo largo de todo el camino y juntos se cuestionarán por lo que vale la pena luchar y descubrirán que nada es más importante que “La Famiglia”.

Sólo en cines.

-LA FRASE DE LA SEMANA-

Advertencia.

La UAQ no es apartidista, es pluripartidista, pero suele estar en medio de las disputas políticas porque en ella conviven personas de todas las filias y fobias: Teresa García Gasca, rectora, en entrevista exclusiva con PLAZA DE ARMAS, El Periódico de Querétaro.  3 de enero de 2019.

Desde el “Cerro de las Campañas”.

-JUGADA FINAL-

Tómbola.

Al todavía panista Marcos Aguilar Vega que buscaría otro partido para el 2021 y al plan C de Domínguez, su escudero Tonatiuh Cervantes, un loco ¡JAQUE MATE!

“Embajada Queretana”. En Corina 117, Coyoacán, vivió el grupo de estudiantes del que formó parte Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, electo el miércoles como presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación. FOTO: SALVADOR OCHOA OLVERA
Por los niños. Largas filas se formaron este jueves desde el andador de 5 de mayo hasta las oficinas del DIF para obtener boletos del festival de Reyes Magos, a celebrarse en el Auditorio Josefa Ortiz de Domínguez. FOTO: SERGIO ARTURO VENEGAS ALARCÓN

Comentarios

Comentarios