Segunda fase de Qrobús: FDS

Sombrerete, Pie de la Cuesta y Menchaca son algunos de los puntos que se estarán interviniendo para dar lugar al carril confinado. FOTO: ESPECIAL
Sombrerete, Pie de la Cuesta y Menchaca son algunos de los puntos que se estarán interviniendo para dar lugar al carril confinado. FOTO: ESPECIAL

Con una inversión de 782 millones de pesos, el gobernador del estado de Querétaro, Francisco Domínguez Servién, anunció el arranque de la segunda fase de infraestructura para el transporte público, que la integran dos nuevos ejes estructurantes y la continuación del Eje Constitución de 1917, con lo que se avanza, dijo, sin pausas hacia una zona metropolitana mejor integrada, encontrando equilibrio entre peatones, ciclistas, usuarios de Qrobús y conductores.

Detalló que los ejes estructurantes 3 y 4 de la segunda etapa del transporte suman cerca de 60 kilómetros en los dos cuerpos de las vialidades a intervenir; más del doble que la primera fase.

El mandatario estatal, explicó que se construirá el Eje Menchaca que conectará la Av. de la Luz con la zona nororiente de la ciudad, las obras irán desde el Cerro del Tambor por el Boulevard de la Nación, Av. del Sombrerete y Calzada Belén, continuará hacia José El Alto conectando la zona de Menchaca.

Comunicó que esta segunda fase de infraestructura también contempla la construcción del Eje Pie de la Cuesta, un eje norte –sur para la zona metropolitana, que irá desde el Anillo Fray Junípero, por Av. Pie de la Cuesta hacia el sur, hasta conectar con el Eje Constitución de 1917 y para que en un futuro, siguiendo por Av. del Parque, pueda conectar hasta Centro Cívico.

Además, dijo el gobernador, se realizará la continuación y expansión del “Eje Constitución de 1917”, para comunicar al municipio de El Marqués, desde El Mirador con el centro de Querétaro, a través de la Ave. Constituyentes, incluyendo la construcción de tres estaciones.

Los Ejes estarán conformados por carriles de concreto hidráulico y una vez terminados los ejes estructurantes 3 y 4 formarán la espina dorsal de transporte de la Zona Metropolitana de Querétaro, precisó Domínguez Servién.

“De ninguna manera echamos las campanas al vuelo en materia de servicios, no hay procesos acabados, cada día tiene un valor absoluto, las necesidades, las demandas, las quejas y los niveles de satisfacción ciudadana se vigilan, se escuchan y se atienden de manera permanente”.

Aseguró que éste es un cambio que las y los ciudadanos impulsan, un cambio que su gobierno asume sin pretextos, que los concesionarios promueven, que los choferes operan y ejecutan, que los distintos órdenes de gobierno acompañan, un cambio respaldado por un Programa de Transporte, por leyes y reglamentos adecuados, una transformación que necesita la participación responsable de todos.

“Por medio del anuncio de esta segunda fase del Transporte Público Qrobús quiero enfatizar nuestra convicción: Querétaro no se detendrá, hombro con hombro, sociedad y gobierno seguiremos asumiendo acciones responsables, seguiremos cambiando nuestra forma de pensar y de movernos para crecer”.

El gobernador del estado recordó que en octubre pasado se puso en marcha los 2 primeros ejes estructurantes del transporte Qrobús, que integran 32 kilómetros por los que hoy diariamente se desplazan miles de ciudadanos, conformados por el eje Avenida de la Luz, en la zona nor-poniente de la ciudad; y el eje Constitución de 1917, que cruza de oriente a poniente la zona metropolitana de la capital.

Destacó que la tarea de transformar el transporte público no ha sido fácil, pues se ha tenido obstáculos técnicos, errores humanos, ajustes necesarios; y es que –manifestó- aún hay intereses que se deben conciliar: “pero nada de esto nos detendrá, vamos a seguir adelante hasta responder a las expectativas del servicio de calidad, seguro y eficiente que las y los queretanos se merecen”.

POR: REDACCIÓN

Comentarios

Comentarios