Querétaro Requiere una Administración Municipal Eficaz

FOTO; FERNANDO VENEGAS RAMÍREZ

TEMPORAL

Querétaro Requiere unaAdministración Municipal Eficaz

 

FRANCISCO JAVIER MERÉ ALCOCER, PH. D. 

En estos tiempos en que se está celebrando en Rusia el Campeonato Mundial de Futbol, donde la Selección Nacional Mexicana ha ganado dos partidos de los dos disputados hasta ahora, lo que ha permitido a los mexicanos soñar y un respiro para alejarse física y mentalmente de las tediosas y agobiantes campañas políticas, donde están en disputa dieciocho mil doscientos noventa y siete puestos públicos por elección popular, de entre estos la Presidencia de la República, ocho gubernaturas, la Jefatura de Gobierno de la ciudad de México, quinientas diputaciones federales, ciento veintiocho senadurías, novecientos setenta y dos diputaciones locales, las Jefaturas delegacionales de la ciudad de México, mil quinientos setenta presidencias municipales y quince mil dos regidores y representantes delegacionales, recapacitemos antes de emitir nuestro voto el próximo primero de julio en la clase de país, de estados o de municipios que queremos tener.

Las campañas políticas han dilapidado cientos de millones de pesos propiedad de los contribuyentes, y han dejado como nunca antes un hartazgo social por tanto despilfarro de recursos públicos sin proporcionar beneficios sociales y sin existir propuestas concretas de partidos y candidatos para la creación de empleos formales, bien o mal pagados, ni para mejorar la educación o fortalecer el campo, ni para reducir y/o exterminar la alta delincuencia que como nunca antes tiene asolado todo el país, donde ni el gobierno federal con la Policía Federal y con las fuerzas armadas, ni los gobiernos estatales con las policías estatales y municipales han sido capaces de eliminar o al menos reducir este flagelo de la inseguridad, siendo nuestro país el país más inseguro después de Siria, donde existe una guerra civil desde hace tiempo. Será porque en nuestro país existe complacencia con la delincuencia y sólo se les permite a los malandros portar armas?

En México el ciudadano común no tiene derecho a portar armas para su autodefensa, por lo que es objeto cotidiano de la delincuencia en su persona y en sus bienes. En México solo los políticos y oficinas públicas tienen seguridad del estado, pagada por los contribuyentes, y los habitantes con alto poder económico tienen también seguridad pagada por ellos mismos.

Esta alta inseguridad ha ocasionado que el estado de Querétaro, que los políticos queretanos lo publicitan todos los días como la “tierra de jauja”, se ubique en el cuarto lugar de robo a transeúntes y en quinto lugar en robos a casa habitación, según el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Publica, SESNSP, y no se ven acciones efectivas de los gobiernos estatal y municipales para reducir estos índices de inseguridad,

Los queretanos demandamos a los servidores públicos del estado y de los municipios, a los representantes populares y a los miembros del Poder Judicial del estado, así como a los candidatos a presidentes municipales, a senadores, a diputados federales, a diputados locales y a regidores, recuperar el nivel de vida que teníamos en el pasado, al haberse deteriorado lamentablemente en los últimos tres años, y requerimos contar con mayor seguridad, con más y mejores servicios públicos, con mejor movilidad urbana, con oportunidades de fuentes de trabajo para los habitantes y con una consolidación del desarrollo. No podemos permitirnos continuar realizando inversiones nacionales y extranjeras, que lo único que han proporcionado son el incremento de la población con la reducción de los servicios públicos, al no haberse incrementado estos en la misma proporción, y la generación de empleos para personal capacitado que vienen de otras partes y que no han logrado reducir el desempleo ni la pobreza de los queretanos menos favorecidos

Los queretanos sabemos que cuando un candidato a un cargo de elección popular invierte grandes cantidades económicas en su campaña política, no es un candidato sino un inversionista, es decir, es un empresario que cuando obtenga el cargo para el cual compite, sólo pensará en sacar un beneficio y en lo que menos pensará será en las personas y en resolver las necesidades elementales de estas. Este hecho ya lo vivimos en pasadas elecciones y ya vimos cómo candidatos que se hicieron pasar como candidatos cercanos a la gente que prometían seguridad y bienestar a los habitantes, resultaron nefastos para la administración pública y para la sociedad civil queretana, y ya vimos como el actual presidente municipal con licencia temporal para obtener otro cargo de elección popular para no vivir fuera del presupuesto ni vivir en el error, que ojala no regrese para evitarnos los queretanos las pésimas decisiones de su gestión administrativa, Marcos Aguilar Vega, realizó acciones públicas y concesiones caprichosas en detrimento de la ciudadanía, mostrándonos su verdadero rostro; cabe señalar que muchas de estas acciones y concesiones fueron aprobadas por los actuales Regidores.

Los queretanos requerimos que el próximo Presidente municipal realice auditoria a la gestión administrativa de Marcos Aguilar Vega y a los servidores públicos municipales y que en caso de comprobarse que se realizaron acciones con beneficios personales en detrimento del erario público y que existieron “moches” se le aplique a quien corresponda las penas que señalen las leyes vigentes.

Los queretanos requerimos servidores públicos comprometidos con la ciudadanía que ejerzan responsablemente la aplicación de los recursos económicos públicos en obras y servicios, contar con personal altamente capacitado para encabezar cada una de las dependencias municipales y contar con más y mejores servicios públicos estatales y municipales.

Requerimos una administración pública municipal eficaz que recupere el nivel de vida con que contábamos los habitantes antes de la caótica administración pública de Marcos Aguilar, requerimos que se reduzca la inseguridad de las personas y de sus bienes, que se recupera la movilidad urbana que se ha vuelto caótica e intransitable por la eliminación de carriles de circulación y zonas de estacionamiento y por las ciclovías construidas por Marcos Aguilar que deberán ser evaluadas para eliminar las caprichosas e inoperantes, que se corrijan las áreas de circulación de las avenidas que sufrieron modificaciones en sus carriles de circulación en los últimos tres años como las avenidas Ezequiel Montes, Tecnológico, Hidalgo, Universidad entre otras, que se eliminen los “chipotes” ejecutados en las calles del centro histórico para colocar los parquímetros, que se restauren las calles y banquetas del centro histórico con materiales de igual o mejor calidad a los existentes, que se recuperen las áreas de estacionamiento de las calles y avenidas de la zona urbana; que se reduzca el desempleo, la marginación y la pobreza, que se  generen oportunidades de empleo al ciudadano común que habita en Querétaro y no solo ofertas de empleo para habitantes de otras partes del país, que se incremente los servicios públicos municipales para que todos los habitantes tengamos oportunidad de utilizarlos, que se recupere el agua pluvial que la naturaleza nos proporciona en beneficio de la sociedad incrementando los niveles freáticos, que se administre el riesgo de inundaciones de la zona urbana, que se corrijan las obras caprichosas cuestionables de la actual administración municipal, que se incrementen las áreas verdes, que se tengan más y mejores vialidades, que todos los habitantes podamos contar con servicios médicos y con educación pública.

Los queretanos requerimos que la próxima administración municipal utilice los recursos económicos públicos en obras y acciones perfectamente definidas y no en acciones y obras de ocurrencia, según el estado de ánimo del Presidente en turno, que se elimine la concesión de la recolección municipal de la basura, causante de la acumulación de la basura en muchas partes de la zona urbana, que se cancele la concesión del mantenimiento del alumbrado público cuyo costo es exorbitante, que se evalúen el costo de la bicicletas compartidas y de las cicloestaciones y si existen daños al erario se actúe en consecuencia, que se evalué la concesión otorgada por la actual administración, que se evalué el servicio de transporte público la construcción de carriles confinados para el uso exclusivo del transporte público de autobuses y el por qué los automotores del sistema Qrobus no tienen placas de circulación, que se evalúen los costos y beneficios de las obras realizadas en la alameda Hidalgo y si existen daños al erario se actué en consecuencia y que se mejore la calidad actual de las áreas de rodamiento de la zona urbana que deja mucho que desear, asi como la gran cantidad de topes que entorpecen la circulación.

Los queretanos requerimos un desarrollo equilibrado y una administración municipal eficaz que proporcione las mismas oportunidades a los habitantes, con un medio mínimo para desarrollarse, con una igualdad de servicios públicos para satisfacer las necesidades de agua potable, electrificación, escuela, servicios médicos, mercados, áreas verdes, vialidades y medios de comunicación entre otros, disminuir el flujo de personas y la concentración de la población y favorecer el desarrollo de la educación demandando a la Secretaria de Educación Pública federal una inversión federal igual por cada estudiante inscrito en cada una de las universidades y centros de educación pública.

Acotaciones al margen: Pregunta es normal y políticamente responsable que vehículos del Instituto Queretano del Transporte, que se supone es una dependencia pública, tengan publicidad de un candidato a senador del Partido Acción Nacional como la que muestra el vehículo IQT–P-565. Comentarios al correo electrónico   [email protected]

Comentarios

Comentarios