COLUMNA PLAZA DE ARMAS

COLUMNA PLAZA DE ARMAS

Aprueba el IEEQ tablas para la paridad

Rompecabezas: Sabino

  • Revoca Sala Superior tema de Cancha Pareja
  • Ignora Zepeda la posible alianza PRI y PVEM
  • Reviven el sueño municipalista a Santa Rosa
  • Pancho ya quiere dirigir al General Secretario

POR: SERGIO ARTURO VENEGAS RAMÍREZ

Para el análisis: Así quedaron las tablas aprobadas por el IEEQ. Por razones de espacio solamente incluimos aquí las correspondientes a PAN, PRI, PRD y Movimiento Ciudadano. FOTO: IEEQ

Ya.

Aprobó el Consejo General del Instituto Electoral del Estado de Querétaro los lineamientos de paridad para el proceso 2017-2018 que arranca formalmente mañana 1 de septiembre y que incluye los tres bloques de alta, mediana y baja votación para el tema de equidad.

Sin embargo el acuerdo no salió por unanimidad, ya que dos consejeras, Jazmín Escoto y Gabriela Benitez, se centraron en discutir si la lista de los bloques debería estar incluida en el acuerdo o por separado y lo votaron en contra.

Francamente pareció una posición mezquina, ya que su inquietud quedó incorporada y atendida y aún así desviaron la atención sobre lo importante: los avances de la ley, surgidos de un Congreso con mayoría de mujeres y la propuesta de avanzada de los lineamientos que colocan a Querétaro a la vanguardia ben el contexto nacional e internacional.

Se establece que los partidos, con excepción de los que juegan por primera vez, otorguen las mimas oportunidades a mujeres y hombres en los municipios y distritos de mayor votación, en lugar de darles a ellas los perdidos.

De tal manera que ya se preguntan algunos a qué mujeres postulará Acción Nacional en tres de los principales ayuntamientos en su poder: Querétaro, San Juan del Río y Corregidora, sobre todo cuando se plantea la posible reelección de Marcos Aguilar, Memo Vega y Mauricio Kuri, que -por cierto- quieren ser senadores.

Si Vega repite en San Juan y Aguilar va por a alguna de las cámaras ¿vendrían Lupita Murguía o Marcela Torres a la capital?

Por cierto, anoche la Sala Superior Electoral revocó por cinco votos contra dos el acuerdo de “cancha pareja” del Instituto Nacional Electoral  con el argumento de que un órgano constitucional no puede regular facultades conferidas al Congreso de la Unión o Legislaturas, porque violaría el principio de reserva de ley y jerarquía normativa.

Así de fácil.  Así de difícil.

-GALERIA LIBERTAD-

San Juan.

Guillermo Vega rendirá mañana su segundo informe municipal, seguramente uno de los más completos, por sus realizaciones, en el árido panorama estatal.

Doy fe.

-OÍDO EN EL 1810-

Están verdes.

Que en donde se están calentando las cosas es en Corregidora, luego del encuentro de los presidentes estatales del PRI, Juan José Ruiz y del Verde, Ricardo Astudillo, aspirante a la alcaldía. A la hora que compartían el PAN y la sal, el presidente del comité municipal Gustavo Zepeda (también tirador) decía no saber qué onda con esa posible alianza.

Somos nada.

-¡PREEEPAREN!-

MAQRO.

Hoy será la presentación de la novela “Bajo los almendros” de Juan Antonio Isla Estrada, en el Museo de Arte de Querétaro y una semana después, el 7 septiembre, en Gandhi de la Ciudad de México, con la participación de Jesús Silva Herzog M., Felipe Garrido, Diego Prieto y Diana Rodríguez

Toño, ex secretario de Cultura del Estado, nos deleita y asombra ahora con estampas de amor y muerte, con su fina prosa que penetra en la vida de la ciudad, pero también en las haciendas.

El libro es editado por Siglo Veintiuno.

Imperdible.

-¡AAAPUNTEN!-

Santa Rosa.

Regresa el viejo sueño de elevar a municipio la pujante pero conflictiva delegación de Santa Rosa Jáuregui, ante la falta de atención del ayuntamiento encabezado por Marcos Aguilar Vega.

Luego les cuento.

-¡FUEGO!-

Pancho.

Que ahora se siente jefe de las Fuerzas Armadas y pretende dirigir el trabajo del secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos, diciéndole que refuerce la seguridad y los patrullajes en Guanajuato, no aquí en donde todo “está en paz”.

Cosas de ser Rey del Mundo.

¡Porca miseria!

Comentarios

Comentarios