ALEX AGUIRRE / NO HABRÁ NORMALIDAD EN EL FOOTBALL AMERICANO EN MÉXICO

BLITZ

Estimados lectores de Plaza de Armas, es un honor volver a saludarlos para poder platicar con ustedes del deporte que, si bien no es el más popular del mundo, estoy seguro que es el más apasionante.

No cabe duda que la contingencia mundial por la pandemia ocasionada por el COVID-19 nos permitió conocer una nueva manera de vivir, alejados de lo que considerábamos algo normal en nuestras vidas.

En el caso de quienes estamos dentro del deporte de las tacleadas, el distanciamiento social nos ha quitado una de las actividades que era parte de nuestra cotidianeidad, ya fuera como entrenadores, jugadores, aficionados o papás que estaban listos todas las tardes para llevar a los pequeños a sus entrenamientos.

Y es que, a pesar de que el pasado 1 de Junio concluyó de manera oficial la campaña de distanciamiento social, la realidad estadística indica que aún no podremos realizar deportes en conjunto y mucho menos estar en el graderío apoyando a nuestros equipos.

Así las cosas, ninguna de las ligas de mayor tradición en nuestro País -ONEFA y FADEMAC- han definido su postura, enviando sendos comunicados en los que únicamente dejan conocer que se apegarán a las indicaciones de las autoridades de salud, sin definir fechas o atreverse a cancelar definitivamente las categorías infantiles.

Situación similar se dio con la Federación Mexicana de Football Americano, encabezada por Jorge Orobio, al publicar, a través de sus redes sociales, un comunicado en el que se explicaba que ninguna de las organizaciones pertenecientes a dicha federación actuaría por encima de lo dispuesto por las autoridades de salud.

En resumen, nadie da por canceladas las temporadas de infantiles, intermedia, juvenil AA y femeniles y ni qué decir de la Liga Mayor, pero tampoco definen fechas, sistemas emergentes de competencia o acciones que garanticen que los jugadores no pondrán en riesgo su integridad física participando en una temporada “al vapor”.

Lo cierto es que los equipos de liga mayor ya rebasaron el tiempo ideal para convocar a sus jugadores a los campos de entrenamiento, ya que esta semana era la indicada como “deadline” para garantizar que la preparación físico atlética de los jugadores será la adecuada para enfrentar una temporada muy esperada, ya que nos relamíamos los bigotes por volver a ver una única temporada con la unificación de ONEFA y la Liga Premier.

Esperemos que pronto las autoridades del futbol americano infantil y colegial en México tomen el ejemplo dado por la LFA y anuncien la cancelación de la temporada 2020 y comiencen a preparar el regreso a los emparrillados para la temporada 2021, misma situación esperamos de FAM, quienes aún no se han posicionado al respecto.

Lo interesante será conocer -en caso de que se tome la decisión de cancelar la temporada- qué pasará con la elegibilidad de los jugadores que este año participarían en liga mayor por última ocasión, tal vez se podrían jugar 2 temporadas en 2021 para que los jóvenes no perdieran un año de juego, ya veremos qué hace -en este caso particular- ONEFA, aunque también FADEMAC tiene liga mayor, pero recordemos que su campeón ya estará militando en ONEFA.Mientras tanto, en la NFL se han anunciado nuevos cambios al reglamento para este 2020, todo esto pensado en cuidar la integridad de los jugadores (y de las millonarias inversiones de los propietarios).

En días pasados se reunieron los propietarios de los 32 equipos con los dirigentes de la NFL, tomando acuerdos importantes entre los que destacan los siguientes cambios al reglamento de competencia:

Los equipos podrán regresar al roster principal a 3 de sus jugadores lesionados, hasta el 2019 solamente se podían retornar a 2.

Se oficializan las revisiones en automático en las anotaciones y en los intercambios de balón, aunque ya se realizaba, estaba a prueba.

La manipulación del reloj ya nos podrá realizar, es decir, ya no se permitirá a los equipos que se cometan 2 castigos de manera simultánea para consumir el tiempo del reloj de juego.

Se expande la protección a jugadores desprotegidos en los equipos especiales  durante las patadas de kickoff y de despeje, castigando los bloqueos a contraflujo sobre jugadores defensivos que no intervienen en la jugada.

Inocentemente, las Águilas de Filadelfia propusieron que en lugar de patada corta al poner en movimiento el balón después de una anotación, se diera una oportunidad para avanzar 15 yardas, en caso de lograrlo, el equipo que “patea continuaría con la ofensiva, en caso de no lograrlo, el balón iría para el otro equipo en su propia yarda 25, esta propuesta no prosperó, seguiremos viendo patadas cortas.

Lo que es cierto es que este año, más que nunca, los aficionados al futbol americano estamos ansiosos porque regrese la NFL.

ANÉCDOTA PERSONAL

Cuando mis hijos jugaban infantiles en los desparecidos linces de la UVM, en la segunda temporada de Rogelio Ignacio con el jersey rojo, nos enteramos que su categoría sería reforzada por niños que acababan de conseguir el campeonato en FADEMAC con los leones cumbres, equipo que desapareció y por eso jugarían en los linces.

Después de un muy accidentado acoplamiento de linces y ex leones, donde algunos jugadores tuvieron que ceder su posición -e incluso su número de jersey- el equipo comenzó a entenderse bien, cabe decir que también el staff de coaches tuvo inserciones de entrenadores provenientes del Cumbres (prácticamente la mayoría).

Los entrenadores Andrés Hernández, Antonio Gómez, Alfredo Kobeh y Benjamín Vélez se sumaron al staff en el que estaba su servidor y comenzamos una temporada que sería de campeonato.

En ese tiempo mis hijos estaban por realizar su primera comunión y -curiosamente- Miguel decidió que sus padrinos fueran Alfredo Kobeh y su esposa Úrsula Ramírez, a pesar de que nos acabábamos de conocer.

Ese fue el inicio de una amistad entrañable, Alfredo y un servidor formamos una excelente mancuerna como entrenadores durante 7 u 8 años, incluso fui invitado por Alfredo cuando fundó a sus Patriotas de Querétaro, lamentablemente, no pudimos seguir trabajando juntos en el emparrillado.

Amistades como la que une a mi familia con la familia Kobeh Ramírez son muy comunes entre quienes se involucran en el futbol americano, por eso decimos que las amistades que se forjan en nuestro deporte, se convierten en familia.

Mucho agradezco a todos los lectores de Plaza de Armas por su atención a estas líneas y los sigo invitando a que sigan Blitz todos los miércoles en punto de las 9:00 de la noche en donde me acompañan Faby Ramírez “la first Pioneer football mom”, Pepe “el capi” Piña y Lupita y Miguel Aguirre, ya lo saben, a través de la señal de SM Radio “Contenido Inteligente”.

Hasta la Próxima.

Comentarios

Comentarios