SUFREN VIOLENCIA EL 65% DE LAS QUERETANAS

¡Alto!: Querétaro figura entre los estados con mayor agresividad, grave y muy grave, en contra de la población femenina, de acuerdo con la encuesta divulgada este domingo con motivo del Día Internacional para Erradicar la Violencia contra las Mujeres. FOTO: ESPECIAL
¡Alto!: Querétaro figura entre los estados con mayor agresividad, grave y muy grave, en contra de la población femenina, de acuerdo con la encuesta divulgada este domingo con motivo del Día Internacional para Erradicar la Violencia contra las Mujeres. FOTO: ESPECIAL

Querétaro es uno de los estados con mayores agresiones en contra de las mujeres, por encima de la media nacional: 65 por ciento sufrieron violencia severa o muy severa en sus relaciones de pareja, de acuerdo con la medición del Instituto Nacional de Geografía y Estadistica.

En un documento divulgado a propósito del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer el organismo consigna que más de 324 mil queretanas la  han recibido por parte de sus esposos o novios.

Son 13 entidades las que ubica el INEGI por encima de la media nacional en la proporción de mujeres en situación de violencia severa y muy severa: Aguascalientes, Guanajuato, San Luis Potosí, Coahuila de Zaragoza, Estado de México, Tabasco, Jalisco, Chiapas, Querétaro, Veracruz de Ignacio de la Llave, Hidalgo, Tlaxcala y Morelos. En el caso de Jalisco y Querétaro, la violencia es emocional, económica, además de sexual; Hidalgo, en violencia económica, física y sexual.

Se estima, incluso, que en nuestra entidad cada mujer perdió 22 días de trabajo remunerado y 19 de trabajo no remunerado a causa de este problema, lo que entre octubre de 2015 y 2016 significó en términos económicos una pérdida de 62.6 millones de pesos.

La violencia contra las mujeres se ubica, en las relaciones de mayor cercanía y familiaridad, siendo las relaciones de pareja, ya sea por unión, matrimonio o noviazgo, las relaciones donde se ejercen con mayor frecuencia y severidad, agresiones de todo tipo contra las mujeres.

Actualmente en Querétaro, 725 mil mujeres tienen o han tenido una relación de pareja (esposo, pareja o novio) y de ellas, casi 515 mil (71%) sostienen actualmente una relación de pareja, ya sea de cohabitación, casadas o unidas (59.9%, cerca de 435 mil) o de noviazgo sin cohabitar, solteras con novio o pareja (11.1%, más de 80 mil). En tanto que poco más de 210 mil (29%), aunque no mantienen una relación actualmente, sí tuvieron al menos una relación anteriormente, y de ellas el 17% (más de 123 mil) están separadas, divorciadas o viudas y 12% son solteras con exnovio (poco más de 87 mil).

En Querétaro, la violencia de la pareja ocurre con mayor frecuencia entre las mujeres que están o han estado casadas o unidas. Se estima que por cada 100 mujeres de 15 años y más que han tenido pareja o esposo, 41 de las casadas y 66 de las separadas, divorciadas y viudas han vivido situaciones de violencia emocional, económica, física o sexual durante su actual o última relación.

Las agresiones más experimentadas por las mujeres son las de carácter emocional. El 40.3% ha vivido –al menos una vez a lo largo de su relación- insultos, amenazas, humillaciones y otras ofensas de tipo psicológico o emocional. A éstas les siguen las de tipo económico, tales como el control o el chantaje, mientras que las agresiones corporales y sexuales se ubican por debajo de aquellas.

Es importante señalar que, si bien entre las mujeres solteras las prevalencias son más bajas en todos los tipos de violencia, los resultados muestran signos de alerta, ya que la violencia emocional (36.6%), supera a la que han vivido las mujeres casadas o unidas (36.4%) y la violencia física alcanza a poco más de 7 mil solteras (4.2 por ciento). Lo anterior se debe tener en cuenta porque se trata de mujeres -la mayoría jóvenes- que aún sin vivir en pareja ya enfrentan situaciones de gravedad.

Sin duda la violencia de pareja está más extendida entre las mujeres separadas, divorciadas o viudas, 65.7% de ellas declaró que a lo largo de su última unión o matrimonio fueron agredidas de diferentes formas.

ESTOS SON LOS DATOS

DUROS

* 20.4% de las mujeres en el país y 20.2% en Querétaro han experimentado violencia de pareja leve. Considera a quienes únicamente experimentaron violencia de tipo emocional y/o económica y que ocurrió de manera esporádica.

* De las mujeres que experimentaron violencia moderada, que incluye a las mujeres con violencia esporádica que reportaron daños físicos y/o emocionales moderados (moretones, sangrado o ardor vaginal, pérdida o aumento de apetito) a nivel nacional fueron 15.7% y para Querétaro 14.8 por ciento.

* El 43% padeció violencia severa en el país y 44.7% en el estado. En este conjunto se ubican las mujeres con violencia física y/o sexual de manera eventual, con daños físicos y/o emocionales severos (cortadas, quemaduras o pérdida de dientes, hemorragias o sangrado, problemas nerviosos, angustia o miedo, tristeza, aflicción o depresión e insomnio).

* El restante 20.8% de las mujeres a nivel nacional y 20.2% en Querétaro vivió violencia muy severa. Ésta considera a quienes reportaron violencia múltiple de manera reiterada, con daños físicos y emocionales que atentan contra su integridad física, tales como fracturas, abortos o partos prematuros, alguna enfermedad de transmisión sexual, pérdida de capacidades motrices, los pensamientos suicidas y el intento de suicidio.

* A nivel nacional, 64 de cada 100 mujeres con violencia de pareja a lo largo de su relación, sufrieron violencia severa y muy severa y en la entidad fueron 65 de cada 100 mujeres.

Por otra parte es importante señalar que la violencia que ejercen las parejas, esposos, novios, ex-novios, ex-parejas o ex-esposos contra las mujeres en Querétaro es severa y muy severa en el 64% de los casos. Esto equivale a más de 210 mil mujeres, de las cuales alrededor de 145 mil se encuentran en situación de violencia severa y poco más de 65 mil en situación de violencia muy severa y, en consecuencia, la vida de estas mujeres ha estado o sigue estando en riesgo inminente.

La prevalencia de la violencia ejercida por la pareja actual o última se refiere a la proporción de mujeres que experimentaron al menos una situación de violencia de cualquier tipo, con respecto al total de mujeres.

Este indicador da cuenta de la extensión del problema y de acuerdo con los datos de la ENDIREH 2016, en Querétaro, 44.7% de las mujeres de 15 años y más, han enfrentado violencia por parte de su pareja, esposo o novio actual o último, a lo largo de su relación de pareja (324 mil).

* 18 entidades se ubican con las prevalencias más altas en uno, dos, tres o los cuatro tipos de violencia: Ciudad de México, Estado de México, Puebla, Morelos, Hidalgo, Jalisco, Aguascalientes, Yucatán, Querétaro, Michoacán de Ocampo, Guerrero, Tlaxcala, Durango, Veracruz de Ignacio de la Llave, San Luis Potosí, Colima, Tabasco y Coahuila de Zaragoza.

* Oaxaca presenta prevalencias por encima de la media nacional en violencia emocional, económica y física; Jalisco y Querétaro, en emocional, económica y sexual; Hidalgo, en violencia económica, física y sexual.

La información de las encuestas y los resultados de muy diversos estudios indican que las agresiones de mayor gravedad como las físicas y las de carácter sexual no ocurren como actos aislados, sino que se trata de agresiones recurrentes y sistemáticas, regularmente acompañadas de otras agresiones que atentan contra la integridad emocional de las mujeres o para ejercer presión o control sobre ellas, como es el caso de la violencia económica, el chantaje, la degradación o las amenazas.

VIOLENCIA MÚLTIPLE

En Querétaro, la violencia emocional y la económica son las más extendidas en las relaciones de pareja, comparada con la física (15.8%) y la sexual (6.6%) padecidas en menor medida, éstas últimas no ocurren como agresiones únicas o aisladas, ya que entre las mujeres que están casadas o unidas, 16.6% ha enfrentado agresiones múltiples de todo tipo por parte de su actual pareja o esposo, llegando a más del 37.1% entre las mujeres separadas, divorciadas o viudas.

POR: FERNANDO VENEGAS RAMÍREZ

Comentarios

Comentarios