SERGIO A. VENEGAS RAMÍREZ / LAS PROMESAS DE PANCHO Y EL TRANSPORTE URBANO

PLAZA DE ARMAS

  • Los alcaldes fiesteros de Pinal y Pedro Escobedo
  • Confirman venta de las propiedades de Pegueros
  • Orfandad en dirección del Hospital del Niño y Mujer
  • Exhorto de Paloma por alto riesgo del sector salud

“Patas pa’bajo”: Sabino

Memoria.

Hace exactamente cinco años, unas semanas antes de la elección que lo convertiría en gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez Servién publicó un enérgico llamado a la administración saliente de José Calzada Rovirosa.

En el desplegado, el abanderado panista criticaba el pésimo servicio que Red-Q brindaba a los queretanos:

“El mayor proyecto de gobierno sigue esperando que se haga realidad para los queretanos: Unidades en mal estado, choferes inconformes, permisionarios en crisis económica, usuarios con más transbordos y pérdida de tiempo en sus traslado. Este es el calvario que viven a diario más de 600 mil personas que usan el transporte colectivo en nuestra zona metropolitana”.

Esa, la  del del transporte, fue una de las principales banderas de campaña de Domínguez. Junto con la inseguridad de ese momento, que no se compara lo más mínimo con la actual, el panista hizo una constante y efectiva crítica a la administración priísta, que no pudo ser desarticulada desde el poder.

“Exijo al gobierno que pare la guerra sucia con la que pretende desvirtuar un reclamo social auténtico, derivado de la deficiente atención que en 6 años se ha prestado a usuarios, operadores y concesionarios del transporte público…”, decía en su manifiesto.

La gente creyó en Domínguez Servién y su propuesta de desaparecer Red-Q para dar paso a un transporte de primer mundo, con camiones de la misma calidad que los de la Ciudad de México, choferes capacitados y un plan financiero efectivo.

Por esas fechas, PLAZA DE ARMAS había revelado una grabación de una reunión entre Domínguez y algunos operadores del transporte.  En ella, el hoy gobernador los conminaba a “poner patas para abajo al gobierno” cancelando el servicio por un día.

Se dio cuenta del error y reculó en el desplegado:

“A los transportistas, les solicito que eviten cualquier tipo de afectación a los usuarios, ellos no deben pagar por los errores del gobierno y de un programa deficiente que ha afectado bastante a las y los ciudadanos…”

Y se salió por la fácil:

“Convoco a todas las partes involucradas a la instalación inmediata de una mesa de diálogo…”.

Hoy, cinco años después, Querétaro tiene el peor transporte público del país.

Así lo demuestra la última Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental (ENCIG) que ha dado a conocer el INEGI. El estudio mide el nivel de satisfacción de la población con respecto a diversos servicios públicos, entre ellos el transporte público en sus modalidades de masivo automotor, de tránsito rápido, así como de metro o tren ligero .En el documento, se expone que la entidad es la peor evaluada en cuatro de los seis indicadores sobre la calidad del transporte colectivo.

El primer indicador, se refiere al porcentaje de la población de 18 años y más, usuaria del servicio, que respondió contar con “Rutas suficientes”. Mientras que la media nacional fue de 68.4. %,los queretanos ubicaron a Qrobús en último lugar con 47.1%.

El Segundo indicador “Tiempo breve de espera para abordar” y que refiere al porcentaje de población de 18 años y más usuaria del servicio de transporte, que NO se demoró esperando su unidad. Querétaro se ubica en penúltimo lugar con 35.2 %, siendo superado solamente por Aguascalientes, la peor entidad en este inciso.

Sobre el servicio de “Autobuses de tránsito rápido” que son los que circulan por un carril confinado como los de “Qrobús”–, dentro del indicador denominado “Ascenso de pasajeros en paradas oficiales”, si bien el 72.7% por ciento de la población usuaria en el estudio dijo que el ascenso y descenso de pasajeros se realiza en paradas oficiales, dicho resultado ubica a Querétaro en el último lugar nacional. El promedio nacional de este indicador fue de 95.3 por ciento.

Así las cosas, los dos principales proyectos de su campaña, el de más seguridad y mejor transporte público, no fueron cumplidos por el gobernador Francisco Domínguez Servién, a quien le queda un año de gobierno.

En el 2021 vendrán las campañas y las críticas a esta ineficiente administración que, como la de José Calzada, era calificada entre las primeras del país.

Y así le fue.

Pendientes: Transporte y seguridad fueron banderas de campaña de Pancho Dominguez en el 2015.  Y ya ve. FOTO: ARCHIVO

-OÍDO EN EL 1810-

Inconscientes,

Los alcaldes de Pinal de Amoles y Pedro Escobedo,  Isidro Garay Pacheco y Amarildo Bárcenas Reséndiz celebraron sus cumpleaños en medio de la cuarentena con fiesta y pastel y varios invitados.

Este par de descerebrados no pudieron esperar al fin  de la crisis sanitaria para reunirse con familiares y amigos. No.

Pero solo uno será sancionado: El de Pinal, porque de la fiesta en Escobedo, no hubo suficientes pruebas.

Síganle.

-¡PREEEPAREN!

Confirmado.

Preso en el Cereso de San José el Alto, el antes influyente secretario de Gobierno del Municipio de Querétaro, Manuel Velázquez Pegueros ha autorizado la venta de vehículos y al menos una casa para cubrir los gastos de su defensa, luego de las acusaciones formuladas por la Fiscalía General del Estado, con base en observaciones de la ESFE, sobre un supuesto desvío millonario en la administración encabezada por el ahora diputado federal Marcos Aguilar Vega.

Hace tiempo que no se veía algo así.

Ciertamente al inicio del sexenio de José Calzada Rovirosa hicieron comparecer a varios funcionarios de la administración anterior, incluido Ricardo Anaya Cortés por el manejo del programa social de Paco Garrido, pero no pasó a mayores y era entre gobiernos de diferentes partidos.

Eso hace la diferencia.

Hoy es PAN contra PAN y no es al principio, sino a la salida.

Por eso se ve como un ajuste de cuentas con el futuro, para frenar a los que quieren olvidar de qué color son (o eran) y quién es el jefe político en el estado.

Como en los viejos tiempos del PRI, del partido único, cuando el gobierno se disputaba entre grupos.

El poder los hace iguales.

-¡AAAPUNTEN!-

Orfandad.

Manuel Alcocer Alcocer, director del Hospital de Especialidades del Niño y la Mujer de Querétaro, recurre al fácil expendiente de culpar a los demás de sus ineptitudes.

El problema del Covid-19 lo rebasa, es cierto.

También al secretario de Salud y al gobernador.

Como pilatos:  Manuel Alcocer Alcocer, director del Hospital de Especialidades del Niño y la Mujer se lava las manos. FOTO: INQRO

Pero son fregaderas que se diga que las enfermeras, médicos o personal administrativo del HENM tienen la culpa del contagio por no seguir los protocolos, cuando no les brindan los insumos de protección.

Es no tener madre.

-¡FUEGO!-

Atención.

En el tema de salud, la diputada Paloma Arce Islas ha estado proponiendo la introducción del concepto de alto riesgo para elevar los sueldos y tiempo de descanso para trabajadores de ese sector, hoy en primera fila para combatir la pandemia. El exhorto fue votado a favor por los 25 diputados de la LIX Legislatura desde el 30 de abril pero en el Ejecutivo local no se han dado por enterados.

¡Porca miseria!

Comentarios

Comentarios