SABINO MEDINA / ALFREDO BOTELLO MIENTE, SE EQUIVOCA Y CALUMNIA LA POLITICA PRESIDENCIAL EDUCATIVA

DESDE LOS BALCONES

ALFREDO BOTELLO MIENTE, SE EQUIVOCA Y CALUMNIA LA POLITICA PRESIDENCIAL EDUCATIVA

Sabino Medina

Alfredo Botello Montes, Secretario estatal de educación, si no fuera abogado, se le disculparía de realizar una interpretación caprichosa y torcida de la propuesta presidencial en materia EDUCATIVA del Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Digo, si no fuera abogado, pero lo es y, además universitario de larga data, aunque siempre ultramontano y complotado con esas ideas y militancia de ultraderecha. Ello tiene varias implicaciones, como él se refiere al evaluar, que no criticar, el decreto iniciativa presidencial del 13 de diciembre de 2018, con el que dice no estar de acuerdo; pero al que luego le atribuye cuestiones adjetivas, según él, por omisión y peligros supuestos contra la autonomía universitaria; bandera falsa esto último, que la oposición esgrime contra dicha iniciativa presidencial, en forma de decreto, mismo que a la fecha no ha causado estado, es decir no se ha publicado, ni calificado por la Cámara de Diputados, como correspondería en términos constitucionales.

Pero no es esta tramitación legislativa o no, de dicho decreto presidencial, lo que interesa aquí controvertir, sino las negaciones imaginarias de algo que no está puesto, ni contiene expresamente  el tal decreto iniciativa presidencial, ni en sentido afirmativo como tampoco negativo, pero sí metafísico, que la derecha inventa para sí y finge entender, también metafísicamente, como si todo lo que se deja de decir en un texto jurídico de la especie, sea jurídico o literario, teatral o cinematográfico, aboliera las otras artes y criterios estéticos. Sería tanto como afirmar un absurdo, que por referirse a la física mecánica, con ello aboliera otros órdenes y niveles de la misma ciencia. En las ciencias normativas sucede otro tanto, debiera saberlo el Secretario de Educación Queretano.

Para no hacer violencia argumental a la “inteligencia” crítica, tan acusada y solemne,  de don Alfredo Botello Montes, vamos a abreviar el presente escrito, haciéndole dos que tres preguntas.

Una de ellas, la primera, LA AUTONOMIA UNIVERSITARIA, ¿ES ASUNTO ORGANICAMENTE CONSTITUCIONAL, O ES UN ORDENAMIENTO DERIVADO DEL MISMO ORDENAMIENTO FUNDAMENTAL?  Cómo no es así, sino QUE ES parte específica de cada Ley Orgánica de Autonomía de las Universidades Nacionales, en alguno de los casos y Estatales por otra; luego entonces, el tal decreto presidencial de referencia, de ninguna manera lesiona a ésta o aquélla autonomía y menos aún las lesiona o las pone en peligro, como lo afirma el Secretario de Educación Pública del Estado de Querétaro.

Por otra parte, cada entidad de la república, en diferentes años y fechas han promulgado sus respectivas Leyes Orgánicas, concediendo la autonomía a cada una de sus respectivas universidades estatales, ¿Cómo podría un Decreto Presidencial derogar o abrogar ordenamientos de carácter estatal, en tratándose de competencias diferentes, una federal y otras locales, como no fuera violando el propio orden constitucional en que se sustenta el poder presidencial? Tampoco las legislaturas locales podrían ser privadas de su competencia ni los poderes ejecutivos estatales respectivos; aunque en la práctica abjuren materialmente de dicha autonomía, dígase sino es así, en materia presupuestal, que es lo que verdaderamente debiera preocupar e interesar a los jóvenes de todas las universidades del país.

Si todo esto no escapa al entendimiento de tan conspicuo y reputado funcionario público estatal, además de Senador Suplente por Querétaro, ¿a qué viene lanzar la especie y la farragosa argumentación falsa y torcida de que tal o cual decreto presidencial pone en riesgo la Autonomía Universitaria, como si cada de las mismas “Autonomías Estatales”, derivara del Ejecutivo Federal con el carácter de “Universalidad” y no de particularismo público estatal autonómico, como lo dice o se empeña en entenderlo así, interesadamente Alfredo Botello Montes, con no se sabe qué fines oposicionistas a ultranza, toda vez que este mismo criterio falso se usa como elemento subjetivo de provocación hacia la juventud, en este caso en Querétaro y nada menos que por el encargado de la regimentación privada educativa, que es lo que en verdad le preocupa y deja traslucir es su escrito.

A todo lo anterior se refiere, en su colaboración periodística Alfonso Botello Montes, el pasado 5 de abril de 2019 y ahí expresa, entre otras cosas: “En esta misma iniciativa, el primer párrafo del artículo IV indica: La educación superación UNIVERSAL Y OBLIGATORIA implica el derecho de toda persona a acceder a la educación….El Estado promoverá la inclusión de los jóvenes a la educación superior y establecerá las políticas enfocadas a evitar la deserción y fomentar su permanencia.”

Botello Montes expresa: La iniciativa presentada por el Presidente López Obrador implica la desaparición  de la Autonomía Universitaria, al excluirla en la fracción VII del artículo 3º, lo cual preocupa gravemente.

En otra parte de su opinión Botello Montes, expresa: Puede reflexionarse al respecto, y deducirse, que resulta muy difícil aceptar que haya sido meramente un descuido, lo cual lleva a profundizar sobre el verdadero propósito que entraña la pretensión de abolir la Autonomía Universitaria, tal cosa afirma el Secretario de Educación del gobierno libre y soberano del Estado de Querétaro. Además, confunde las universidades públicas privadas y sin autonomía, con las que sí tienen un régimen público de autonomía, mismas que casi todos los gobiernos estatales discriminan y les imponen servidumbres extralegales, y hasta gendarmería política oficial y subrepticia.

Comentarios

Comentarios