Sabino Medina

DESDE LOS BALCONES

En Morelos: mucho nepotismo y poco gobierno

Tal vez ha llegado a pensar el Graco, que los tiempos políticos son el mismo en todo lugar y en cualquier tiempo. Está visto que no es así, en gobernación hubo cambio de personajes y quizá también de compromisos y arreglos; antes, el gobernador de Morelos se sintió presidenciable dentro del casi extinto PRD, hoy las condiciones y las circunstancias han variado, pero Graco y su hijastro parecen no entenderlo y siguen actuando al modo de que las cosas ocurrieron en Iguala, no muy distante de Cuernavaca.

Graco y su hijastro no son de Morelos, llegaron ahí como colonos del filibusterismo oportunista que los Chuchos del PRD implantaron desde Quintana Roo, con el Greg, hasta la subasta de las nominaciones y plurinominaciones a los puestos públicos que practicaron con tanto éxito, pero sólo para ellos.

Graco Ramírez y su hijastro Rodrigo Gayoso, el primero Gobernador formal y, el segundo, presidente del PRD, por voluntad del primero, más la complicidad clientelar con que se destrozara ese mal llamado partido todavía, jamás se interesaron por legitimar su actividad, gobierno y partido es un mismo botín y nada más.

¿Por qué quisieron subordinar y aplastar a la UAEM? Para jinetear el presupuesto cobrando un porcentaje por la cuantía total del mismo. Lo intentaron todo, maniobras no faltaron, pero fracasaron todas; por eso la persecución contra el ex rector de la Universidad Morelense.

El Hijastro quiere ser candidato a Gobernador y en esa perspectiva se repite el mismo proceso que llevo al padrastro al poder; sólo que Rodrigo no es Senador ni ha podido firmar los papeles de los límites de aguas territoriales de Hoyo de Dona, donde México perdiera o cediera miles de KM 2 en favor de los intereses petroleros de los monopolios mundiales de la energía.

Calcularon también que le hacían un favor al “Frente” de los partidos que se agrupan de la misma manera que lo hicieron al principio del sexenio, para sacar la reforma energética. También eso ya pasó con más pena que gloria. Entonces, ¿para qué mover las aguas de la violencia en Morelos?  Pues, para convertir eso en asunto de negociación interna y externamente al PRD, a fin de que Rodrigo “Borgia” Gayoso, obtenga la candidatura. Lo mismo intenta hacer Miguel Angel Yunes, allá en Veracruz con otro de sus hijos y eterno mandón en Boca del Río.

Esto si de verdad es, exceso de confianza y no la que le pretende enderezar al ex Rector de la UAEM, aupados por un sindicalismo charro, cuyos personeros. violentando   y saltando por sobre sus propias estructuras y órganos de gobierno, sin mediar antecedente laboral alguno, sin más jurisdicción que su criterio propio y el del señor Gobernador Graco, se avientan el tiro de formular una acusación y todas las que le preceden, para conculcar la vida universitaria de los 35 mil alumnos que tiene esa institución superior de Morelos.

Nerón quemó Roma, nomás faltaría que a Graco se le ocurra incendiar Morelos, para que su hijastro, a la manera como lo hiciera Cesar Augusto, esposo de Libia, a fin de imponer al hijo de ésta, Tiberio, como mandamás del Imperio romano, aunque no es lo mismo las termas de Capri, que “Bajo el Volcán” ni más ni menos situado  en la hermosa tierra que tanto cautivara Malcon Lowry y a tantos otros ciudadanos del mundo.

 

Comentarios

Comentarios