Rectora de la UAQ visita a brigadistas del “Verano Intensivo” en Querétaro y Amealco

La rectora de la UAQ, Dra. Teresa García Gasca, visitó a los brigadistas universitarios que realizan su labor social en las comunidades del municipio de Querétaro y Amealco.
La rectora de la UAQ, Dra. Teresa García Gasca, visitó a los brigadistas universitarios que realizan su labor social en las comunidades del municipio de Querétaro y Amealco.

Autoridades de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ) visitaron a los jóvenes que se encuentran en las comunidades de Charape de los Pelones en la delegación Santa Rosa Jáuregui en el municipio de Querétaro; así como El Rincón de San Idelfonso y El Bothé, pertenecientes al municipio de Amealco de Bonfil. Los universitarios permanecen en la zona para apoyar a la población con su servicio social o voluntariado a través del programa “Verano Intensivo” que organiza la Dirección de Vinculación Social de la Universidad.

En este sentido, la rectora de la Máxima Casa de Estudios del estado, Dra. Teresa García Gasca, encabezó la supervisión de los trabajos que los estudiantes han llevado a cabo en las zonas y reconoció la importancia de sus aportaciones para la población de estas comunidades, acciones que dijo, se efectúan con el apoyo de la Secretaría de Extensión Universitaria a cargo de la Dra. Teresa García Besné y de la Dirección de Vinculación Social, encabezada por la Mtra. Paulina Becerril Luna.

“Se han enfrentado a una situación real, donde hay una problemática social y que no podemos abandonar, queremos dar la ayuda a las comunidades para poder resolver el problema que en particular tengan. La labor que están realizando es el parteaguas para empezar a trabajar con más cercanía con estas comunidades y de manera permanente, y la Universidad nos permite este trabajo”, resaltó.

En el caso de Charape de los Pelones en el municipio de Querétaro, los jóvenes hacen un análisis sobre el tema del agua, donde encontraron que existe un desabasto importante del líquido.

Explicaron que es una zona con una población de 305 personas, en su mayoría niños y jóvenes; cuenta con 58 viviendas, de las cuales a 53 les realizaron un censo en materia de agua, ya que el resto de las casas no abrieron.

La cobertura en materia de electricidad se encuentra al 100 por ciento en la comunidad; sin embargo, en el rubro del drenaje, la mayoría de las viviendas cuentan con baño seco o fosa séptica, esto derivado de que no existe el servicio de agua potable, por lo que las personas obtienen el líquido del arroyo o a través de la construcción de pozos. En la zona alta de la comunidad el problema se agrava debido a que no existe la capacidad para llevar el agua, por lo que los pobladores están sujetos a que llueva para su captación o bien esperan el abasto por parte del municipio a través de una pipa, la cual llega a tardar hasta un mes.

En este sentido y entre los proyectos que desarrollan los jóvenes en esta comunidad es la construcción de una cisterna de ferró cemento en la primaria Andrés Balvanera Martínez, con capacidad para captar 15 mil litros de agua, que será utilizada por los niños en época de sequía, ya que ellos tienen que acarrear desde sus hogares cubetas de agua que utilizan para diferentes actividades dentro de la escuela.

Por otro lado, en las comunidades de El Bothé y El Rincón de San Idelfonso, en el municipio de Amealco de Bonfil, los jóvenes están apoyando a los artesanos de la zona en la elaboración de contratos para el surtido de pedidos, así como en el diseño de catálogos para que den a conocer sus productos, que éstos tengan plusvalía y se presenten en exposiciones.

Explicaron que la actividad principal de estas comunidades es la producción de artesanías y la agricultura; además es una población que tiene la primaria como más alto nivel educativo, aunado a que prevalece un elevado porcentaje de adolescentes que son madres.

En estos recorridos, estuvieron presentes la Mtra. Paulina Becerril Luna, directora de Vinculación Social; la coordinadora de Enlaces e Intervención Social de la UAQ, Mtra. Sofía Rivas Padrón y el Mtro. Javier Cruz Florín, coordinador del proyecto de la brigada de Amealco.

Comentarios

Comentarios