Rafael Loret de Mola

VENENO PURO

¡Qué me Expliquen!/ Secretos Guardados

Como aquel personaje de Eugenio Derbez, quien ya parece haber perdido la chispa, un supuesto germánico que no entendía los flagelos del castellano, así estamos gran parte de los mexicanos ante la oleada de frases surgidas de las “mañaneras”, los vuelos en avión del mandatario convertidas las cabinas en salas de audiencias, y alguna que otra reunión en donde afloran las sonrisas y el presidente se deja querer convencido de su enorme popularidad, sin precedentes aun cuando el torpe señor fox se adjudica haber tenido niveles similares de aprobación –miente como siempre- en los primeros meses de su gestión, es decir allá por 2001, el año en que nació mi hijo Julián. No se me puede olvidar.

Pese a lo anterior, y con conocimiento de causa sobre los mordiscos de los perros de caza habituales, me atrevo a enlistar algunas de las serias contradicciones que lleva el régimen actual a casi cien días de su arranque:

1.- “El pueblo decide”. Pese a ello la consulta sobre a termoeléctrica de Morelos culminó con la sentencia presidencial –amén del asesinato de Samir Flores-: “no podíamos permitir que se convirtiera en chatarra lo invertido en esta obra”. ¿Por qué no se aplicó el mismo criterio respecto al avance en la edificación del nuevo aeropuerto de la CDMX, en Texcoco? Peor aún: desde hace dos meses se nos dijo que los trabajos allí estaban “oficialmente cancelados”… y, pese a ello, continúan a un ritmo menor, si se quiere, pero allí están los camiones cargados de vigas de acero entrando al sitio y las grúas monumentales dando cuenta de los accesos al mismo. ¡Qué alguien me explique!

2.- “La corrupción se combatirá de arriba hacia abajo”. En menos de tres meses, en dos regímenes distintos –no por ello menos deplorables subrayo-, se encarcelaron a los líderes más poderos del país por su elevada inmoralidad: “La Quina” en 1989 y Elba Esther en 2013. Ya vamos en el cuarto mes de la cuarta transformación y Carlos Romero Deschamps se sigue burlando de todos y, para colmo, la SEP anuncia que respetará los espacios que cubra la señora Gordillo, reiterándolo así el presidente. ¡Qué alguien me explique!

3.- “Primero los pobres”. La intervención del neoliberal Alfonso Romo Garza -¿alguien cree que se le apareció el Mesías para rectificar su camino?-, ha posibilitado la cordialidad de los empresarios para combatir la pobreza y la corrupción cuando ellos, en buena medida, han sido responsables de los frutos podridos; lo mismo digo de la extraña cercanía de Ricardo Salinas Pliego –entre las mafias televisoras la de éste es la peor-, con el “primer magistrado” a quien ya se le entregaron pruebas fehacientes de su actuar prepotente para despojar a una empresaria de Cancún y arrebatarle su hotel así como lo hizo, en tiempos de los fox, con el canal 40 invadiendo sus instalaciones del Cerro del Chiquihuite? ¡Qué alguien me explique!

4.- “Al margen de la ley, nada; por encima de la ley nadie”. Pese a las múltiples denuncias contra los ex mandatarios nacionales y algunos ex gobernadores, sobre todo el veracruzano Miguel Ángel Yunes Linares, mucho peor a Javier Duarte, no se inician los debidos procesos contra ellos que ya debían ser atendidos por el fiscal general, Alejandro Gertz Manero, quien dice ser autónomo pero no actúa contra las “vacas sagradas” del sistema. ¡Qué alguien me explique!

Si cuestionar estos hechos conlleva el riesgo de ser señalado como “fifí”, tendré que calificar a la contraparte como “merolicos”.

La Anécdota

De pronto nos dimos cuenta de que teníamos en México ciento tres pueblos mágicos; y en la revisión de la lista me avergonzó no conocer el cuarenta por ciento de los mismos pese a mis constantes viajes por nuestro México amado. Ventaja de periodista… pero notoriamente incompleta. Ahora me entero que se reduce el presupuesto para los mismos cuando se habla, al mismo tiempo, del programa “Sonrisas México” que llevará a los sin recursos a turistear gratis. La contradicción es notoria.

Hace unos días, en Tlaxcala, mi Tlaxcala querida, hablé de que era esta entidad “el secreto turístico mejor guardado”. Pese a su limitado territorio guarda una riqueza enorme en sus lagos, valles, haciendas, asentamientos arqueológicos y, sobre todo, el calor humano. Si se hubiera visto hacia esta entidad hace años hoy sería un emporio. Comencemos con Val´quirico.

[email protected]

Comentarios

Comentarios