* De acuerdo a la SEMARNAT, hay 31 especies que se encuentran en riesgo del total de la masa vegetal a remover

* En cuanto a fauna, la zona es hábitat de especies en peligro de extinción, como el tlacuache, la tuza, el ratón arbustero o el coyote

La construcción del Aeropuerto Internacional General Felipe Ángeles donde se encuentra la base militar de Santa Lucía requerirá la remoción de 5 mil 195 árboles, así como otros arbustos y vegetación variada. De acuerdo a la Manifestación de Impacto Ambiental que elaboró el Instituto de Ingeniería de la UNAM en colaboración con la Sedena.

De acuerdo con el informe, en total, tomando en cuenta tanto árboles como otro tipo de vegetación, serán removidas 31 especies que se encuentran en riesgo de acuerdo con la Semarnat, varias de ellas bajo protección especial. Entre ellos se encuentran 26 tipos distintos de árboles, siendo los más numerosos el cedro, con mil 487 individuos, el pirul con 1,193 y el pino prieto, con 991 árboles.

A estos ejemplares se suman además 38 de cedro blanco, especie bajo Protección Especial por la NOM-059 de la Semarnat. Indicó además que gran parte de estos árboles fueron plantados al momento de construir la base militar en 1952.

Al respecto, la Sedena informa también, que no cuenta actualmente con presupuesto destinado a medidas de prevención, mitigación y recuperación ambiental debido a la construcción del aeropuerto, si bien “tiene el compromiso de atender de inmediato cualquier evento o suceso en materia ambiental, aplicando los programas que se anexan en la Manifestación de Impacto Ambiental”.

La Manifestación de Impacto Ambiental sugiere medidas como el rescatar la mayor cantidad de árboles posible para su reubicación en otras instalaciones militares.

Especies amenazadas por la construcción del Aeropuerto

Si bien el retiro de árboles y plantas en la zona es preocupante, especialmente ante los elevados índices de contaminación del área vividos recientemente, muchas especies animales podrían resultar afectadas por la construcción del Aeropuerto Internacional General Felipe Ángeles.

En el caso de los mamíferos, se encontraron 22 especies en la zona de muestreo, principalmente roedores. Sin embargo, varias de las especies se encuentran amenazadas o en peligro de extinción, como el tlacuache, la tuza, el ratón arbustero o el coyote.

En cuanto a las aves, se encontraron 94 especies en la zona, 50 residentes, 37 migratorias y el resto exóticas o introducidas. De estas, el gavilán pecho canela, la aguililla de swainson y el zambullidor menor reciben protección especial, si bien no son las únicas en peligro.

La Manifestación de Impacto Ambiental destacó también la presencia de una especie de anfibios y seis de reptiles. De estas, solo una está clasificada como amenazada, siendo la endémica culebra sorda mexicana.

El documento sugiere la creación de un Programa de Rescate de Fauna Silvestre, así como un Programa de Monitoreo anual de la misma para identificar el impacto a las especies migratorias y, finalmente la implementación de un Programa de Educación Ambiental para habitantes de la zona.

Con información de López-Dóriga Digital

Imagen: Plan Maestro Para la Construcción de Santa Lucía

Comentarios

Comentarios