No se tolerará que se viole la ley, advierte Ayuntamiento

FOTO: PDA
FOTO: PDA

El gobierno del Municipio de Querétaro lamenta los incidentes ocurridos en las inmediaciones de Plaza de Armas, en el Centro Histórico, la tarde del pasado lunes 24 de diciembre, en los que resultaron lesionados inspectores municipales, por parte de presuntos comerciantes ambulantes.

El operativo en el que participaron los inspectores municipales tenía como objetivo retirar de la vía pública a personas que no contaban con permiso para vender sus productos en esa plaza; y con los cuales se habían mantenido diversas mesas de trabajo desde el pasado 14 de diciembre, para otorgarles alternativas para la comercialización de sus artículos, mismas que rechazaron.

El operativo fue acompañado por el Visitador Adjunto Auxiliar de la Defensoría de los Derechos Humanos, Doctor Francisco Javier Palacios Ugalde, así como del Notario 25 Lic. José María Hernández Solís, a fin de dar certeza en la actuación de los Inspectores.

Los comerciantes adheridos a las organizaciones “Consejo de Representantes de Vendedores Indígenas y Artesanos Urbanos y Frente Estatal de Lucha, encabezadas por Rogelio Orozco Aguilera, Benjamín Castro Olvera y  Sergio Jerónimo Sánchez Sáenz, rechazaron retirarse del lugar, por lo que se les informó, que conforme al Reglamento, se tomarían otras medidas, como el decomiso de mercancía.

Ante ello, un grupo de personas inició las agresiones a los inspectores municipales, como consta en videos que circulan en redes sociales, lo que dejó un saldo de  ocho funcionarios lesionados, de los cuales tres requirieron hospitalización.

Cabe señalar que la administración Municipal que encabeza Luis Nava, está comprometida en apoyar al comercio de grupos indígenas y a los artesanos locales, para que cuenten con un espacio digno y seguro para la venta de sus productos, a través del Centro de Desarrollo Artesanal Indígena, donde además de artesanías, también se oferta gastronomía y se exponen productos de diferentes puntos de la República.

Finalmente, reiterar que no se va a permitir que se viole la ley, ni se altere el orden y la paz social, por parte de personas que lucren con las necesidades de grupos vulnerables.

POR: REDACCIÓN

Comentarios

Comentarios