MARTHA ANAYA / PORFIRIO SE PONE GIRITO

ALHAJERO

Dijo que no había comido gallo, pero bien girito que respondía Porfirio Muñoz Ledo la metralla de cuestionamientos que le lanzaban los reporteros en lo alto de la tribuna: que si no iba a cumplir con la ley, que si no era democrático, que si no hacía honor a su historia, que si era un ambicioso, que si era un “agandalle” de Morena, que si no iba a declinar, que si no le iba a dar su lugar al PAN, que qué iba a pasar el sábado…

Todos los cuestionamientos, en relación con su posible reelección al frente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados.

Porfirio reviraba, polemizaba, se enzarzaba en la discusión con los periodistas.

Dos argumentos centrales esgrimió para defender el hecho de que Morena –con él, o con cualquier otro- conserve la presidencia de la Cámara:

1.- El porqué se estableció en la ley, hace 13 años, que la presidencia de la Cámara se turnara entre las tres principales fuerzas políticas, de manera decreciente.

Ahí recordó que tal acuerdo lo tomaron el PRI, el PAN y el PRD en 2006, “a cambio de la espuria elección de Felipe Cálderón”. El PRD, subrayó, “traicionando” a AMLO.

“La peor época contemporánea del Congreso fue la partidocracia, la que se inauguró con esa idea de rotar, de repartirse todo como si fueran bolillos: las curules, los moches, las comisiones…

Y ahora –advierte- que tenemos un gobierno legítimo y tenemos una mayoría clara, quieren que sigamos con eso; quieren aplicar la misma regla. ¡No señores, hemos terminado con esa Cámara espuria!

“Estamos corrigiendo y saneando una Cámara que estaba absolutamente podrida”, insistió el señero político.

Pero los cuestionamientos seguían. Así que de plano soltó: “Algunos quieren volver a la podredumbre (de la Cámara que tenían), porque quieren dinero, prebendas…”.

Hasta ahí la filípica del tribuno en relación con el primer punto.

2.- La razón por la cual el PAN no debería asumir esa posición:

Acción Nacional ha interpuesto 16 amparos en contra de la propia Cámara de Diputados. Al presidente de la Cámara, indicó Porfirio, le corresponde defender a la institución. ¿Cómo va a hacerlo un presidente panista, si ellos mismos interpusieron los amparos?

Para terminar, señaló que Morena y sus aliados cuentan con 72% de los diputados, en tanto que el PAN sólo representa 15.4%.

-¿Qué pasará el sábado que se instala la Cámara?

-Que resuelva la mayoría de la Asamblea lo que debe pasar . Y se acabó.

***

GEMAS: Obsequio de AMLO: “Si el partido que ayudé a fundar, Morena, se echara a perder, no sólo renunciaría sino que me gustaría le cambiaran de nombre, que ya no usaran ese nombre porque ese nombre nos dio la oportunidad de llevar a cabo la Cuarta Transformación de la vida pública del país. No se debe manchar ese nombre”.

Comentarios

Comentarios