José Fonseca

CAFÉ POLÍTICO

Ya quieren oootra reforma electoral

doce meses dos días de la elección presidencial es imposible una reforma electoral, pero ya hay quienes piensan en cómo hacer una más y, a juzgar por las propuestas, sólo harán más laberínticas las reglas.

Hay propuestas para hacer obligatorio el voto y –but of course- para que se facilite el flujo de recursos privados a los partidos y sus campañas, con la peregrina idea que así se evitará que los candidatos y los partidos hagan trampas.

No olvidemos que en la lucha por el poder no hay regla que valga, y de eso se trata la política electoral, de la disputa por el poder, una en la que se manifiesta más claramente lo mejor y lo peor de la condición humana. ¿Cómo encadenarla?

Cuidado con una contrarreforma de justicia

Justificadamente los gobernadores de la Conago buscan hacerle cambios al nuevo sistema de justicia penal, por considerarla causa de la actual violencia, al facilitar la liberación de los acusados.

  Con la misma energía, aunque con argumentos jurídicos conceptuales, las ONG exigen también hacerle cambios para hacer que cumpla con los fines para los cuales se hizo el mayor cambio en justicia penal en más de un siglo.

Bien, pero quizá sólo se trata de cubrir ineficiencias en capacitación y de presionar con nuevas propuestas creativas de juristas; pero tengamos cuidado, no vaya a ser que se haga una contrarreforma que acabe con el principio de que nadie es culpable hasta que así lo declare un tribunal que lo juzgue. Ese es el riesgo.

¿Hay límite para achicar al gobierno?

  Quien esto no está a favor de que el dinero de los presupuestos se vaya en el pago de las nóminas de los servidores públicos. Si está a favor de que el gasto en nóminas sea más eficiente y se cumpla con la exigencia de eficiencia de los servidores públicos.

Las sucesivas dificultades financieras obligan a que se recorte el gasto de la nómina gubernamental. Ahora que el Secretario de Hacienda José Antonio Meade anuncia un nuevo recorte de personal en el gobierno federal, quizá sea el momento de preguntarnos cuál es el límite de los recortes.

Porque es una realidad que muchas tareas gubernamentales no se cumplen porque no hay suficiente personal. Se achica el gobierno y afecta la aplicación de leyes y reglamentos. Por eso la pregunta vale: ¿Cuál es el límite para achicar el gobierno?

NOTAS EN REMOLINO

Un abrazo solidario a Joaquín López Dóriga, generoso amigo… Bien hizo el Presidente Enrique Peña Nieto en elogiar a las fuerzas armadas, pues han cumplido como nadie su compromiso con la Nación… Javier Duarte, exgobernador de Veracruz, ya aceptó ser extraditado a México… Una grosería de la senadora Dolores Padierna ponerse a revisar sus mensajes telefónicos cuando el director de auditoría fiscal del SAT respondía a las preguntas hechas por la legisladora. Luego exigen respeto… En agosto, dicen vendrá ooootra misión del CIDH a revisar la libertad de expresión. Ojalá y revise todos los medios, electrónicos e impresos, y nos diga quién no dice lo que se le pega la gana… Parece que Arturo Zamora ya convenció a los dizque disidentes priístas. Ayer dijo José Ramón Martel que no se oponen a que se revisen los candados en la Asamblea Nacional de Agosto… Bloqueos de transportistas. Detrás de los reclamos está la exigencia que les financien cambiar los camiones viejos. Así de sencillo…

Comentarios

Comentarios