COLUMNA PLAZA DE ARMAS

COLUMNA PLAZA DE ARMAS

POR: SERGIO ARTURO VENEGAS RAMÍREZ

En los partidos el jefe es mayoría

Domingo familiar: Sabino

  • Hace 150 años fusilaron a Maximiliano
  • Perdidos los millones de San Antonio
  • Corrieron Braulio, Luque y Chicovel
  • Natalia quiere a Mejía entre los ilustres
Panista. El dirigente nacional del PAN, Ricardo Anaya, compartiendo con su familia el Día del Padre y preparándose para el 2018. Morena ya tiene a Andrés Manuel López Obrador y el PAN a Ricardo Anaya con todo y los espectaculares de Margarita y los libros de Moreno Valle. Los demás, PRD y anexas, se unirán a alguno de ellos. FOTO: ESPECIAL

Comicios.

De cara al 2018, los principales partidos políticos de México se alistan –oootra vez- para la madre de todas las elecciones. Y, aunque disguste a los demócratas de café, la selección de candidatos será por decisiones cupulares.

En el PRI, partido todavía en el gobierno, decidirá el presidente de la República según sus usos y costumbres previo reacomodo de los estatutos en la XX asamblea nacional de agosto.

Más adelantados están los otros.

Morena ya tiene a Andrés Manuel López Obrador y el PAN a Ricardo Anaya con todo y los espectaculares de Margarita y los libros de Moreno Valle.

Los demás, PRD y anexas, se unirán a alguno de ellos.

Y es que, como dice Pepe Fonseca, en la democracia el jefe siempre es mayoría. Peña, López Obrador y Anaya, lo son y serán.

El asunto es que los priístas, creadores de las figuras del tapado y el dedazo, aún no tienen candidato, porque Peña lo guarda in pectore.

Bueno, con decirles, que los tricolores ni siquiera saben quién los conducirá en el proceso interno. Si Ochoa u otro. Por lo pronto ya se descartó el expertazo Emilio Gamboa Patrón.

¿Novatez contra experiencia?

Un amigo comenta que Manlio, el gran Manlio ganó cinco gubernaturas y perdió siete, mientras el novato del año, Ochoa, se llevó, con todo y alianzas, dos de tres.

Así de fácil.

Así de difícil.

-CHUCHO EL ROTO-

Rumbo al 2018.

Anda Pepe Báez actualizando el padrón de la militancia. Ya reafilió a Pancho Domínguez –que en la elección interna nacional no traía credencial- y Marcos Aguilar, que ahora quiere ser senador.

Con la lista renovada votarán los panistas por Anaya o Margarita.

Aquí, en su tierra, debe ganar el queretano, a menos de que Pancho se lo trance o transe.

Ya no sé.

-CASA DE GOBIERNO-

Muéganos.

Los priístas andan muy juntos. El sábado, en la carrera del Día del Padre, corrieron en Pedro Escobedo el diputado federal Braulio Guerra Urbiola, el delegado de Sedesol Ernesto Luque y el regidor Francisco X. Alcocer “Chicovel”. Al terminar, Braulio hasta se echó un palomazo.

¡Queremos rock!

Y Senado.

-LA CARAMBADA-

Extravío.

Culpan a la SDUOPE de Romy Rojas el haber perdido esos más de cuatro millones de pesos para el rescate del templo de San Antonio, de los que informó este domingo PLAZA DE ARMAS, El Periódico de Querétaro.

Los promovió el diputado federal priísta Hugo Cabrera Ruiz, quien –nos dice- hará lo posible por recuperarlos.

Amén.

-LA VIEJOTECA-

Se los dije.

El lunes 4 de noviembre de 1996, antes de que Ignacio Loyola Vera le ganara a Fernando Ortiz Arana y mucho antes del ataque a la comitiva presidencial el 5 de febrero de 1998, este armero escribió (entonces en Noticias):

“Es muy claro que el EZLN tiene en Querétaro dos promotores formales: el líder del FIOS, Gerónimo Sánchez y el activista académico Fernando Velázquez Corsantes de la UAQ. Ya no hay misterio”.

¡Ah, la historia!

-OÍDO EN EL 1810-

Reaparecido.

¿Se acuerdan ustedes del diputado local Ricardo Martínez Rojas Rustrían? Aquél tan cercano a Armando Rivera. Pues, no están ustedes para saberlo, pero yo sí para contarlo: Ahí tienen que ahora es el flamante director de Estudios de Desarrollo Regional en San Lázaro.

Pertenece al Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública de la Cámara de Diputados en la LXIII Legislatura federal.

Téngalo en cuenta.

-¡PREEEPAREN!-

Siglo y medio.

Hoy hace 150 años fue fusilado Maximiliano.

En Polanco habrá misa y aquí obra de teatro.

Por cierto, Austria estuvo a punto de romper relaciones diplomáticas con México entre 1972 y 73 porque la dinamita usada para construir, el Centro Universitario cuarteó los muros de la capilla del emperador, según nos contó el memorioso Inocencio Reyes Ruiz.

El entonces embajador, muy indignado, vino a ver al gobernador Juventino Castro Sánchez para protestar. Por fortuna todo se arregló por la buenas y el diplomático terminó echando copa frente al Cerro de las Campanas. en el María Teresa.

Somos nada.

-¡AAAPUNTEN-

Sin perdón.

Años después, ya en tiempos del gobernador caballero Enrique Burgos García hubo nostálgicos que quisieron hacerle una misa de desagravio a Maximiliano en la capilla del Cerro de las Campanas.

Pero esa es otra historia.

-¡FUEGO!-

Querétaro.

Tampoco ha prosperado la iniciativa de la investigadora Natalia Carrillo García para llevar al Panteón de los Queretanos Ilustres al ex gobernador y general Tomás Mejía, fusilado hoy hace 150 años al lado del archiduque.

¡Porca miseria!

Palomazo. Luego de correr 5k en Pedro Escobedo, el diputado federal Braulio Guerra se echó un toquín con estos rockeros. FOTO: ESPECIAL

Comentarios

Comentarios