APOYARÁ A QUERÉTARO

Civilidad: Gran cordialidad en la vsita del presidente electo Andrés Manuel López Obrador, a la capital queretana, acompañado por el gobernador Francisco Domínguez Servién. La imagen a las puertas de la Casa de la Corregidora. FOTO: FERNANDO VENEGAS RAMÍREZ
Civilidad: Gran cordialidad en la vsita del presidente electo Andrés Manuel López Obrador, a la capital queretana, acompañado por el gobernador Francisco Domínguez Servién. La imagen a las puertas de la Casa de la Corregidora. FOTO: FERNANDO VENEGAS RAMÍREZ

Todo su apoyo a Querétaro ofreció ayer Andrés Manuel López Obrador en su primera visita como presidente electo, en la que se reunió con el gobernador Francisco Domínguez Servién y con sus simpatizantes en nuestra Plaza de Armas, acompañado del senador y delegado único Gilberto Herrera Ruiz.

El futuro mandatario vino a agradecer el voto de los ciudadanos y a reiterar sus compromisos de campaña, detallando las inversiones que realizará su gobierno a partir del 1 de diciembre. Así lo hizo en el mitin y en la reunión de trabajo con los legisladores locales y federales y miembros del gabinete estatal.

Hizo López Obrador un amplio reconocimiento al papel de Querétaro en las tres transformaciones del país: la Independencia, la Reforma y la Revolución para destacar que también será fundamental en la cuarta, ya iniciada.

Ante sus seguidores que abuchearon al gobernador Francisco Domínguez, no convocado al acto popular, el presidente electo les hizo un llamado a comportarse de otra forma, porque las elecciones ya pasaron y hay que trabajar coordinadamente, como lo hará su representante Gilberto Herrera con la administración local.

Los morenistas, que abarrotaron la Plaza de Armas, también gritaron en contra del PAN y del ex alcalde capitalino Marcos Aguilar, ausente también. López Obrador recordó a los suyos que ya ganaron y no están en campaña, que hasta él se mide “por la investidura”.

Lo acompañaron en el templete el senador Gilberto Herrera, los dos diputados federales, siete locales (incluido el del PES) y la presidenta municipal electa de Ezequiel Montes, en donde anunció se creará la primera universidad pública de su administración, en apoyo a la UAQ. Abajo, en la parte central, estaba Adolfo Ríos, el candidato a la presidencia municipal de Querétaro, con su esposa, a quienes saludó efusivamente.

En relación con los programas para beneficio de Querétaro mencionó los recursos para becarios, adultos mayores, pequeños comerciantes y productores del campo. Los apoyos, dijo, llegarán directamente a los beneficiarios a través de tarjetas, no en efectivo para evitar desvíos o moches.

Todo los programas, reiteró, serán coordinados por Gilberto Herrera Ruiz, quien pedirá licencia al Senado para ser delegado único y coordinarse con el gobierno de Francisco Domínguez. En el ámbito nacional manifestó su deseo de pacificar al país, serenarlo y acabar con la violencia, robos, secuestros y asesinatos.

También declaró que su grupo parlamentario promoverá que la corrupción sea calificado como delito grave, incluido el fraude electoral, que se sancionará con cárcel y sin derecho a fianza.

Así se desarrolló, sin aspavientos, la primera visita del presidente electo, en donde no le mereció ningún comentario la histórica revocación de los comicios de la capital de Querétaro.

POR: FERNANDO VENEGAS RAMÍREZ

Comentarios

Comentarios