ALEX AGUIRRE / UN SUEÑO LLAMADO NFL

BLITZ

Estimados lectores de Plaza de Armas, es nuevamente un placer estar en contacto con todos ustedes para poder, en unas cuantas palabras, explicarles desde mi perspectiva personal porque considero que el Football Americano podrá no ser el deporte más popular del mundo pero si, en mucho, el más emocionante.

El football americano no podría ser concebido como lo que es actualmente sin tres siglas que han sido fundamentales para su desarrollo en lo profesional y en lo económico: NFL que significa “National Football League” (Liga Nacional de Futbol).

Y es que no se puede negar que la Liga Profesional de Football Americano del vecino país del norte es la liga más poderosa del mundo (Con todo respeto a los lectores apasionados del fútbol soccer, tan solo basta ver los números en cuanto a transmisiones televisivas se refiere, ya contábamos la semana pasada que más de 14 millones de personas alrededor del planeta estuvieron pendientes de lo que sucedió con el draft de la NFL, cifra muy por debajo de los 102 millones de espectadores que promedió la transmisión del Super tazón LIV (Partido final de la liga).

Y si, ya sé que quienes no estarán de acuerdo con esto, estarán pensando en los más de mil millones de personas que vieron la final del mundial de Rusia 2018 entre las selecciones de Fracias y Croacia, solo hay que recordar que el superbowl es únicamente el juego final de una liga de un país y se celebra cada año, mientras que los mundiales de football se celebran cada 4 años e involucran -al menos- a 32 paises.

Esta popularidad mundial, además de los desorbitantes sueldos que cobran en este momento los jugadores de la liga más poderosa del mundo han convertido la idea de pertenecer a cualquiera de sus 32 equipos en uno de los más grandes sueños para cualquier niño que practique algún deporte.

Y es que el simple hecho portar cualquiera de los uniformes que conforman a la NFL podría garantizar a un joven deportista asegurar su futuro desde el punto de vista económico, sobre todo en los últimos 30 años.

Pero llegar a estas instancias no es algo que podríamos llamar fácil, considerando que son pocos los jugadores que pueden llegar a ser considerados como élite en la práctica del deporte de las tackleadas y, como todo alrededor de este deporte, son cifras y estadísticas, me permito presentarles -en números- cual es la probabilidad de cualquier jugador de football americano de llegar a la NFL.

Para la temporada 2018-2019, la Federación Nacional de Deportes de Preparatorias de los Estados Unidos reportó poco más de 1 millón 300 mil jugadores de nivel preparatoria (Categorías Juvenil e intermedia en México).

Eso puso al fútbol Americano justo por delante del baloncesto y justo por detrás del atletismo entre los deportes de preparatoria más populares. Sigue siendo, por mucho, el deporte más popular para niños, por 400,000 niños que practiquen el fútbol americano sobre el atletismo.

El fútbol americano universitario también tiene muchos jugadores. En el año académico 2017-18, la NCAA contó con 40,733 jugadores entre FBS, FCS, División II y División III. El fútbol tenía más del doble de atletas que cualquier otro deporte.

Pero debido a la cantidad de numero de preparatorias, las probabilidades de jugar al fútbol americano universitario son mínimas.

La NCAA cuenta con el porcentaje general de jugadores de preparatoria que jugarán en la universidad con un 6.9%. y la probabilidad de jugar en la División I con un 2.7%.

Las posibilidades de que un jugador de fútbol universitario llegue a la NFL son del 1.6%.  Solo el 3.9% de los jugadores elegibles para el draft de la División I son seleccionados, estima la NCAA.

Por lo que, si consideramos las cifras arrojadas de jugadores de preparatoria y consideramos que en el pasado Draft solo se seleccionaron a 255 jugadores, la posibilidad real de un chico en los Estados Unidos para formar parte de las estrellas del deporte de las tackleadas es del 0.01% real.

Si esto pasa con los jugadores norteamericanos, la posibilidad de los jugadores extranjeros es aún mucho menor, por lo cual, ser parte de algún equipo profesional de la NFL parecería poco más que imposible.

En nuestro País, como ya comentamos en semanas anteriores, el football americano es el deporte Univesrsitario más practicado y con más afición, los esfuerzos realizados por la OHEFA (Organización Nacional Estudiantil de Football Americano) y recientemente de CONADEIP (Comisión Nacional Deportiva de Instituciones Particulares) han permitido la formación de gran talento dentro del emparrillado, pero realmente muy pocos han logrado llegar a formar parte de la élite de la NFL.

Nombres como Raul Allegre, Rafael Septién, Tony Zendejas, Efrén Herrera, Marco Martos, Carlos Rosado han puesto en alto el nombre de nuestro País detacando, sin duda, los Pateadores campeones del Superbowl Raúl Allegre (Con los gigantes de Nueva York) y Efrén Herrera (Con los Vaqueros de Dallas) y, para orgullo de Querétaro el ex jugador de los Zorros ITQ Hugo Lira que, después de terminar su elegibilidad con los Aztecas de la UDLA (Ahora UDLAP) tuvo un exitoso paso por la NFL Europa y logró ser parte de las Panteras de Carolina.

En los últimos años, también han destacado nombres como Mauricio “El Tyson” López, Rolando Cantú, Manuel “Manny” Padilla, pero, sin lugar a dudas, el mexicano no pateador que mejor papel ha hecho en la NFL ha sido, sin duda, el gran Ramiro Pruneda Zapata.

Los Borregios del Tec de Monterrey ha sido el equipo que más jugadores ha exportado a la NFL, seguidos de cerca por los Aztecas de la UDLA.

Esta semana, El football Americano de nuestro País volvió a dar de que hablar, al ser reclutado, a través del International Pathway Program, diseñado para buscar talento sobresaliente más allá de los Estados Unidos y Canadá un joven mexicano de 21 años de edad llamado Isaac Alarcón.

Isaac inició a los 13 años su camino por el fútbol americano con el Club Pumas de Fuentes del Valle, donde defendió su jersey por tres años. Al pasar al nivel medio superior de sus estudios, formó parte de las Águilas de la Prepa 9.

Conforme avanzó en sus estudios, fue prosperando en su carrera como deportista. Por ello, llegó a los Borregos Salvajes del Tecnológico de Monterrey, donde se preparó como Ingeniero en Diseño Automotriz.

En su primer año como novato consiguió su primer campeonato nacional en la Liga Premier de CONADEIP al vencer en la final a los Aztecas de la UDLAP.

Su gran desempeño lo llevó a la selección nacional de México Sub-19, para participar en el Campeonato Mundial celebrado en Harbin, China. En este certamen, los aztecas obtuvieron un tercer lugar.

Como sucede en los deportes, Isaac tuvo una revancha en la misma sede dos años después, pero ahora con la selección absoluta. En el Campeonato Mundial Universitario de la FISU, el tricolor se alzó con el título de campeones mundiales.

En su elegibilidad de 5 años con los Borregos Monterrey, también fue seleccionado CONADEIP del 2017 al 2019. Participó en los tazones de Estrellas del 2017 y en el 2019 en el Tazón Azteca.

En este último año, Alarcón y los Borregos consiguieron otro campeonato nacional. En este torneo, el jugador de 21 años tuvo una destacada actuación, por lo que recibió una invitación de la NFL al programa International Pathway.

Fue ahí donde lo observaron los reclutadores de la NFL; brindándole primero la oportunidad de ser agente libre para la Divisón Este de la Conferencia Nacional y siendo reclutado finalmente por los Vaqueros de Dallas, que ya anunciaron que Alarcón portará el número 60 en su jersey.

La selección de Isaac Alracón llena sin duda de orgullo a quienes forman parte del Footbal Americano en nuestro País y es un punto de ejemplo para los miles de niños y jóvenes que practican el deporte de las tackleadas en nuestro País.
Felicidaes.

El football Americano Profesional en nuestro País se consolidó, después de un par de intentos, hace 5 años con la Creación de la Liga de Futbol Americano Profesionald de México (LFA) que en su inicio contó con 4 equipos, todos con sede en la Ciudad de México: Los Mayas, los Eagles, los Cóndors y los Raptors… Dos años después, los Eagles adoptarían el nombre de Mexicas y se sumarían 2 franquicias más en el norte del País: Fundidores de Monterrey y Dinos de Saltillo, jugando con 6 equipos durante las temporadas de 2017 y 2018.

Para 2019, mientras la LFA anunciaba 2 equipos más, los Osos de Toluca y los Artilleros de Puebla, se anunciaba la creación de otra liga “Football Americano de México” (FAM) con 5 equipos participantes: Titanes en la Ciudad de México, Bulldogs en el EdoMex, Tequileros en Jalisco, Centauros en Ciudad Juárez, y los Pioneros de Querétaro, que -a la postre- serían los campeones de la primera emisión del Tazñon de Plata.

Para la temporada 2020, Pioneros anuncia su incorporación a la LFA, en donde Mayas decidió tomar un año sabático, lo que, sumado a la desaparición de los Titanes de la Ciudad de México, parecía debilitaría a la recién creada FAM, pero -contrario a lo que todos pensaban- la nueva liga anunció nuevas franquicias en Lindavista, (los rojos), en Los Cabos (Marlins)y en Chihuahua Capital (Caudillos); que se sumaron a los subcampeones Centauros, los Tequileros y los Bulldogs, ahora de Naucalpan.

Así inició la temporada con más equipos en la historia del Football Americano en nuestro País, una temporada que prometía pero que, lamentablemente, debido a la Pandemia provocada por el COVID-19 se vio terminada de manera repentina dejando a la LFA a la mitad y con una FAM apenas en su tercer semana.

De manera Coherente y con alta muestra de responsabilidad, esta semana la LFA anunció que la temporada 2020 se daba por concluida y que se enfocarán esfuerzos para la realización de la temporada 2021. Una decisión difícil, pero plausible, ya que -como -o expresó en su comunicado el comisionado Alejandro Jaimes Trujillo- la LFA pensó en el bienestar de sus jugadores, coaches, staff de apoyo y, sobre todo, en la salud de los aficionados. ¡Bien ahí!

Por su parte, en la FAM parece que aún hay ganas de continuar, pero aún no han hecho un comunicado oficial, seguimos a la espera.

ANÉCDOTA PERSONAL:

El 3 de agosto de 1997 se llevó a cabo en el Estadio Azteca un Partido de pretemporada de la NFL, en esa ocasión, mis amados Broncos de Denver, con un arsenal impresionante a la ofensiva encabezada por John Elway y con una gran defensiva (que a la postre los llevó a ganar el superbowl esa temporada) se enfrentaban a unos Delfines de Miami que contaban con uno de los mejores mariscales de Campo de todos los tiempos, el señor Dan Marino, lo que puso en el empastad del Coloso de Santa Úrsula a los mejores Quarterbacks que se encontraban en activo en ese momento.

Al estar yo recién casado, no pude asistir al Estadio, a pesar de la insistente invitación de mis primos Aguirre Leyva, pero pude seguir el partido por televisión, el momento más emotivo para mí (y estoy seguro que para muchísimos mexicanos)fue ver salir al jugador número 88 de los Broncos con la bandera de nuestro País, era el mexicano Marco Martos, desde ese momento, no olvidé ese nombre.

Años más tarde, recibí la invitación de mi amigo Antonio Tajonar para participar en unas clínicas para coaches que se darían en la Universidad Anáhuac, el argumento con el que me convenció fue “La conferencia principal la va a dar el Coach de la Anahuac de Cancun”, este coach era ni más ni menos aquel jugador con el número 88 que me hizo poner la piel chinita al verlo en el uniforme de mi equipo favorito y con la bandera mexicana, el mismísimo Marco Martos.

Cuando estreché su mano, conocí a un tipo sencillo, agradable, con muchos conocimientos del football, lo único que atiné a decir: “Pensé que eras más alto”.

Al siguiente año, con Estrellas del Futuro, organizado por mi amigo Alejandro López, pude convivir más con Marco, conociendo más como se realizan las cosas dentro de la NFL.

2 años continuos me tocó enfrentar a Martos como Coach de la Anahuac de Cancun y los dos años, ante la sorpresa de mis jugadores, le pedi que se tomara una fotografía conmigo, las cuaesl conservo con mucho orgullo.

Con el paso de los años, mi amistad con Marco se ha consolidado, ambos dejamos la Anahuac el mismo año y nos hemos dejado de ver frecuentemente, pero siempre que lo veo -o que nos escribimos- recuerdo aquella emoción que sentí al verlo con ese Jersey Azul y naranja con un tremendo 88 blanco en el pecho.

Gracias amigos por tomarse el tiempo de leer un poco del deporte quesi bien no es el más popular del mundo, por supuesto que es el más apasionante.

Los invito a que vean Blitz todos los miércoles en punto de las 9:00 de la noche, conducido por un servidor con la participación de Faby Ramírez, José “El Capi” Piña, Lupita y Miguel Aguirre, a través de la señal de SM Radio “Contenido Inteligente”.

Comentarios

Comentarios