Alejandro Angulo

ENERGÍA Y MEDIO AMBIENTE 

La corresponsabilidad en el cambio climático

El mensaje que envía la última comunicación del Panel Internacional de Cambio Climático, simplemente es URGENTE. Y no es para menos, ya que lejos de disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero, continuamos al alza. Y uno se pregunta ¿por qué no logramos alcanzar las metas que se comprometieron en la cumbre de París?, pues parecería que a las empresas no les interesa disminuir sus emisiones, para ellas sólo cuenta la ganancia y sólo la ganancia. Así las cosas, resulta importante la intervención del Estado para regular y obligar una mitigación por no decir, una reducción. Sin la intervención oportuna, decidida y por el bien común, de los gobiernos, poco se logrará, o quizá nada como lo hemos estado comprobando. ¿Para quién gobiernan? Sí es para todos, entonces no hay duda de la necesaria intervención drástica y en el corto plazo. Lo que hoy se discute no es el crecimiento económico de los países y la tasa de ganancia de las empresas, lo que está en juego es la sobrevivencia de la especie humana, y demos por un hecho, que de no hacer nada hoy, los costos del mañana serán impagables.

Por nuestra parte, como ciudadanos, lo que podemos hacer en vías de una reducción de emisiones, es disminuir el consumo, y sí lo logramos obligaremos a las empresas a disminuir su producción, y aunque seguramente algunos o muchos dirán que eso podrá llevar a la quiebra de empresas, pues, no es algo que se antoja como insólito, será simplemente la evolución que suprimirá a empresas que no se adapten, pero servirá para salvar a la población. Ya viene El Buen Fin, pues hagamos honor a su nombre y pongamos fin a este cuento y mala práctica que no contribuye en nada, pero en nada con mayúsculas para mitigar el cambio climático. No necesitamos llamar a un boicot, sólo a apelar a nuestra conciencia ambiental por el bien común, recuerda cada vez que sientas el impulso de salir a consumir, que están en juego 10 millones de personas en el mundo que pueden perecer a causa del cambio climático en los siguientes 10 años. Amarra tu bolsillo y no consumas, en verdad que esto como lo señaló el Premio Nobel Pachauri, que dictó una conferencia reciente en la UAQ, “Detengamos el consumismo”.

En el estado las emisiones ya llegaron a 9.2 Ton por persona al año, el doble de las emisiones a nivel nacional, y seguimos festejando el crecimiento económico, hasta que llegue el momento en que nos estemos ahogando en una nube de gases.

Todos pagamos el costo, ya sea en salud, en perdida de vegetación, en temperaturas más calientes, en inundaciones, en fin de cuentas en la calidad de vida y la incertidumbre de futuro, no es admisible que el transporte y las empresas sigan emitiendo a su antojo sin ser corresponsables de sus emisiones; ya es tiempo que paguen proporcionalmente por sus gases, principalmente de C02, como lo hacemos actualmente todos los que tenemos un auto, en donde cada año contribuimos con una compensación que se destina al Fondo Ambiental para regresarlo en proyectos que atiendan la mitigación del cambio climático, ¿por qué los demás no?, además de pagar la verificación vehicular dos veces al año.

Menos emisiones y más compensaciones,  puede resumir bastante bien la política en materia de cambio climático en el Estado.

Comentarios

Comentarios