Acusan a McDonald’s de usar a pobres para mercadotecnia en Roma

Una señal apunta al restaurante Mc Donald's con la Plaza de San Pedro al fondo. FOTO: TIZIANA FABI
Una señal apunta al restaurante Mc Donald’s con la Plaza de San Pedro al fondo. FOTO: TIZIANA FABI

McDonald’s  ha generado una nueva polémica en Roma, luego de que un grupo de ciudadanos del barrio histórico Borgo Pío denunció que su plan de entregar comida a mil personas sin hogar en la capital italiana no es otra cosa sino una forma de lucrar con la gente pobre.

De acuerdo con el grupo conocido como Safeguard, la iniciativa no es sino “una transacción comercial que usa cínicamente a las personas sin hogar y ofende a los muchos años y trabajo diario para aliviar la pobreza extrema”.

La comida ofrecida por la cadena de comida rápida consistía en una double cheeseburger, así como una manzana y agua.

El grupo destacó la eventualidad de la medida, además de cuestionar por cuánto tiempo McDonald’s seguirá dando comida, así como el por qué no suele hacer eso en otros lados o añade otras medidas para atacar de una mejor manera el  problema de la pobreza.

“Por cuánto tiempo continuará el show de las ‘bebidas gratis’, de que manera serán entregadas y cuánto tiempo los vagabundos tendrán permitido utilizar la tienda y el baño (antes de que sean tratados) como plaga. ¿Por qué McDonald’s no distribuye su comida desperdiciada a las personas sin hogar todos los días?”

De acuerdo con Reuters, los mil paquetes de comida serán distribuidos durante los próximos seis meses, lo que la organización de caridad Medicina Solidale dijo en un principio que no resolvería el problema, si bien posteriormente la directora de la misma, Lucia Ercolli, agradeció el hecho, pues permitiría que los pobres tuvieran una comida balanceada,  “con un suministro adecuado de vitaminas y minerales”.

El medio informó que 50 comidas fueron entregadas el lunes.

La cadena de comida rápida ha sido objeto de debate en la antigua ciudad de Roma desde que se anunció la apertura de una de sus tiendas de comida rápida en una zona ubicada a escasos metros de la Plaza de San Pedro, al considerarse que degrada y comercializa un vecindario protegido por la UNESCO.

Comentarios

Comentarios